«Sabbath» (1992)

Los años complicados que veníamos viendo venir y que retrasaban estrenos y series varias acabaron produciendo sus frutos en solo unos años. Si en la anterior entrega nos encontrábamos con Garci y sus Historias del otro lado esta semana vamos a encontrarnos con un par de estrenos inesperados. El primero, más melodrama que otra cosa pero aún con componente fantástico, es la coproducción europea La hija de los lobos, una historia que seguía aquellas coproducciones ochenteras de la que hablamos hace unas semanas y que se emitió justo a continuación de aquella en la que nos vamos a centrar. Porque antes que otra cosa La hija de los lobos fue una miniserie en tres capítulos que cuenta una historia mítica con pretensiones históricas sobre la formación de un monasterio femenino y el influjo de los lobos, una extraña combinación que pretendía reunir la parte histórica con una extraña mezcla de espiritualidad y fantasía, o viceversa.

Pero, como decía, lo que hoy nos interesa es Sabbath, que partía de una idea de venta cuanto menos peculiar: Seis países europeos presentarían cada uno un telefilme con una temática común. Os pongo lo que le vendieron al ABC:

En 90 minutos, cada director ha desarrollado una visión crítica de determinados periodos de la historia, en los que la versión oficial aplastó en buena parte lo que el sentimiento popular había plasmado en la tradición oral de canciones o escritos anónimos.
Sus productores aseguran que las historias de «Sabbath» no son ni un estudio antropológico ni un análisis ex`lícito de la historia, aunque necesariamente se hace referencia a ella, pero tampoco se han hecho concesiones a la fantasía.

Pero claro, también en ese texto dicen que fueron proyectadas en su momento en el cine y eso debería haberles mosqueado en ese entonces. Pero ya habrá tiempo de volver al texto citado. De momento digamos que los paises que acabaron participando fueron España (claro), Portugal, Italia, Francia, Alemania y España. Sí, España dos veces, esas cosas acaban sucediendo. Si estos textos míos fueran más serios probablemente hubiera intentado contactar a ver si algún responsable era capaz de explicarlo. Pero no lo son. Por más que he buscado no he encontrado ninguna entrevista en la que algún responsable supiera o quisiera explicarlo ni, por otro lado, ningún periodista que señalara el extraño asunto del país desaparecido y -menos aún- por qué España acabó haciendo dos. Pero de aquellos años tampoco voy a extrañarme en exceso.

Y viendo lo que presentaban los demás, mucho menos. Lo que decía del texto de arriba y sus tampoco se han hecho concesiones a la fantasía…  La aportación de Reteitalia, rodada en 1989, fue La máscara del demonio en la que Lamberto Bava hace una demostración de morro impresionante realizando un telefilme que remakeaba como podía -poco- la película de Su Señor Padre. Así que os podéis imaginar el respeto a las teóricas directrices. Ese mismo año se rodaría la española La luna negra de Imanol Uribe, realizador que hasta el momento había hecho cine social y político con trasfondo negro  y que aquí se puso bíblico trazando paralelismos con Adán y Eva pero centrando la historia en la maldición de Lilit en una obra que se va perdiendo en meandros y referencias a destiempo.

En 1990 se rodarían tres mas: la Rádio e Televisão de Portugal portuguesa presenta La maldición de María Alva, sobre una extraña regente puesta en Portugal el año 1000 tras la expulsión de un conde visigodo por el rey español, y es que los españoles nunca dejábamos de liarla. De ahí que la siguiente en rodar fuera otra española también, esta vez de Pedro Olea, que al menos tenía una trayectoria con títulos como Akelarre en la que ya se hablaba de la brujería si bien esta fuera inferior en resultados e incluso relación con el tema. Aquí lo que tenemos es La leyenda del cura de Bargota que frente a la película del mismo director sobre un proceso real de brujería trata de un cura que podría ser hijo del mismo Satanás por ser su madre miembro de una sorguiña, un aquelarre, siendo el resultado bastante más flojo de lo esperable. Sobre todo con esos antecedentes. Y por último ese año llegó la aportación francesa de la SFP, María la loba, sobre una mujer real que el folclorista francés Claude Seignolle conoció y a la que dedicó un libro libremente adaptado aquí por el director Daniel Wronecki, y es que se ve que lo de las mujeres y los lobos debía estar de moda.

En 1991 por fin rodaron y entregaron la que faltaba, la productora alemana Beta Film entregaría Anna Göldin, la última bruja, reinterpretación que era sobre uno de los últimos procesos de brujería en Europa, concretamente en Suiza -quedarían aún un par de polacas por sufrirlo- con una estructura y temas efectivos pero algo rutinarios. Tras esto pudo emitirse en verano de 1992  la serie en España,  en un orden completamente distinto al de rodaje, terminando con la portuguesa y cerrando un proyecto que nadie parecía tener ni muy claro ni coger con demasiadas ganas.

Por cierto, en 2008 se le dio una segunda oportunidad con una edición en dos DVDs por parte de So good ent. que permitía recuperarla.

Así que ya hemos visto la aproximación de Garci y las de Uribe y Olea pero aún quedaban directores españoles que participar a inicios de los noventa. Aunque de ellos hablaremos en la próxima ocasión.


¡Libros que Salen! Bremer, «Detectives imparables», Mericourt y «Alicia» ilustrada

Ya va acabándose el combustible a la cosa editorial con tanto calor, ya vamos quedándonos en cuadro, y esta semana no han llegado ni media docena de novedades que poder destacar al grito de…

¡Que entre la pila!

La furia de Theroigne de Mericourt, ed. La FelgueraPortada_la_Furia_para_prensa-bc6d4 La historia de Théroigne de Méricourt es otra de esas contenidas en la Revolución Francesa pero que se han ido deformando y manipulando más allá de lo extremo que sus propuestas a un tiempo revolucionarias y feminista parecieran extenderse. Pero, sinceramente, ¿no merece nuestra atención cualquier persona que propugnara la creación de cuerpos armados de amazonas?

Cuando asedien tu faz cuarenta inviernos de Mary Ann Clark Bremer, ed. Periférica

70050020150626103529CUANDO-ASEDIEN

Conocida sobre todo por Una biblioteca de verano, en este volumen se reúnen las novelas cortas y un relato de la autora norteamericanaque siguen bebiendo de su vida con una mezcla de sencillez y lirismo.

Detectives Imparables de Rob Lloyd Jones, ed. Alfaguara

AL17943

Segunda novela de la serie Wild Boy, ahora con los protagonistas ya definidos y establecidos permitiendo centrarse más en la trama -juvenil aún, pero de manera que también los adultos puedan acercarse- y el misterio extraño en época y protagonistas.

Alicia en el país de las maravillas de Lewis Carroll con ilustraciones de Marta Gómez-Pintado, ed. Nórdica

a47ccfbc391afcdff44bd8944d848326

Como estamos de celebración -150 años llevamos- en Nórdica han aprovechado para sacar otro de esos libros ilustrados suyos.

Hay poquito ya pero aún tendremos sección la semana próxima que, cuando menos, nos traerá una novela de Seishi Yokomizo a la que le tengo muchas ganas, así que mientras llega… ¡Nos leemos!


Pilotos Deathmatch de Mayo y Junio de 2015

Muchos estrenos estos dos meses, la mayoría poco apetecibles pero, por fin, parece que empiezan a asomar también series que hacen que esto merezca la pena. Así que no me voy a andar con más rodeos y vamos a soltar el rollo de siempre: Como ya os he contado he decidido aprovechar los Pilotos Deathmatch OS que saco dentro de las minisecciones ¡oneShot! para que esta versión general sirva de pequeño índice.

Seguirán apareciendo todos los pilotos -o, al menos, los que merezcan la pena- que haya visto durante esos dos meses, seguirán apareciendo vídeos en aquellos que me parezcan más interesantes -a favor, en contra- y los datos añadidos rutinarios. Pero en lugar del habitual -y en ocasiones demasiado extenso para una lectura continua- texto tras cada título pondré una frase y en enlace al Pilotos Deathmatch OS original por si queréis más chicha, que ahí seguirán estando mis comentarios.

Estamos ya en el tercero, lo que significa que tenéis aquí los anteriores Pilotos Deathmatch anterior en 2015 con lo aparecido en Enero-Febrero y Marzo-Abril. Podéis conseguir más información clicando en el nombre del programa, os llevará a su web oficial —y si no tiene, que ahí está la ITV, a lo más cercano que se me ocurra— y a la derecha podréis leer su procedencia: (AU), (CA), (NZ), (UK), (USA) y, por supuesto (OT).

Soltado todo el rollo, vamos a las series -y minis, y algún telefilme- a repasar lo que ha salido estos últimos meses y lo que merece la pena y todas esas cosas que pasan en cuanto digo lo que estáis esperando oír…

¡Que comience la lucha!

– 100 Things To Do Before High School (USA)

Serie juvenil a partir de un telefilme que usa el estilo de la lista a cumplir pero que poco más aporta. Leer más.

– The Adventures of Knickerbock Teetertop (USA)

Uno de esos rutinarios pilotos infantiles de Amazon, intento de algo de aventuras y poco logro. Leer más.

– Another period (USA)

Parodia de los realities colocándolos en otro siglo. Al cabo de los minutos resulta mejor en cantidades cortas. Leer más.

– Aquarius (USA)

Serie de asesinos y reconstrucción histórica tirando a ser del montón. Leer más.

– Armada: 12 Days To Save England (UK)

Documental a la británica sobre la Armada Invencible y cómo lo vivieron ellos. Leer más.

– The Astronaut Wives Club (USA)

Aburrida serie que, o no sabe a lo que juega o pretende ser algo diferente de los mimbres de los que está hecha. Leer más.

– Ballers (USA)

Quizá algún día entienda qué pinta The Rock en esta serie que llega diez años tarde y con olor a rancia, de momento os aconsejo evitarla. Leer más.

– Bear in Underwear (USA)

Bien animada pero sin mucho fondo, lo que pasa es que como es otro piloto infantil de Amazon tampoco vamos a ponernos muy exagerados. Leer más.

– Best Friends Whenever (USA)

Disney desaprovechando los viajes en el tiempo para otra serie de instituto. En fin. Leer más.

– Between (CA)

La idea de serie postapocalíptica adolescente en Netflix resulta que tampoco era tan buena idea. Leer más.

– Black Work (UK)

Nuevo intento en el frente de los British Noir que al final se queda en poca cosa por mucho que lo intenta su actriz principal. Leer más.

– The brink (USA)

No diré que está mal-mal pero poner esta poco graciosa comedieta la semana siguiente al final de Veep la deja incluso más en evidencia. Leer más.

– Brotherhood (UK)

En serio, por mucho que os sorprenda como a mí esta comedia familiar británica ¡ES NUEVA! de fecha de emisión, digo. Del resto ya tal. Leer más.

– Catching Milat (AU)

True crimen a la australiana, un poco más que una miniserie y para aficionados a la cosa esta supongo que bien.  Leer más.

– Clipped (USA)

Sitcom tan vieja que está ambientada en una barbería. Leer más.

– Complications (USA)

Un horror de un médico que sin motivo razonable trabaja para la mafia o lago así, imagino que en la cabeza del guionista los personajes tienen motivaciones. Leer más.

– Crowded (USA)

Horrorosa comedia que hace sentir lástima por que Stacy Keach y Miranda Cosgrove estén liados en algo así. Leer más.

– Dark Matter (USA)

Soap opera a la canadiense con grandes dosis de cartón piedra. En los guiones. Bueno, en el resto también. Leer más.

– A deadly adoption (USA)

El telefilme de Farrell y Wiig para Lifetime permite preguntarse hasta qué punto juegan con ellos y cuánto es con nosotros. a Leer más.

– Deustchland 83 (O) (Alemania)

Si os quedásteis con ganas de más The Americans u os preguntabais cómo sería la versión alemana del asunto, ¡ha habido suerte! Leer más.

– The Enfield Haunting (UK)

Terror basado en hechos reales, así que por un lado es una propuesta muy inglesa con altos niveles de producción y por la otra ya se lo podrían haber inventado para meterle brío. Leer más.

– Fresh Beat Band of Spies (USA)

Los dibujos de una serie de un grupo de…. A veces parece que las cosas no avanzan tanto, ¿eh? Leer más.

– Future Worm (USA)

Mientras tanto, Disney trata de entrar en esa animación más absurda y adulta. Con énfasis en trataLeer más.

– Grace and Frankie (USA)

Podría haber estado mejor, al final muy buenos actores -sobre todo en los puestos secundarios- pero poquita chicha en lo principal. Leer más.

– A History of Radness (USA)

Piloto de Amazon de adolescentes y esas cosas que, bueno, tienen un grupo de música. Por lo visto todos lo tienen. El resultado es aceptable sin más, pero no creo que lo llegue a ver nadie. Leer más.

– Humans(UK)

Remake de la serie sueca que por mucho que trate de meterle en el aspecto funciona tirando a poco. Leer más.

 I live with models (UK)

Espanto de comedia que para un sketch lo mismo valdría pero que más es ensañamiento. Leer más.

– Impastor (USA)

Espanto ¿cómico? sobre un criminal haciéndose pasar por un cura gay que hace apreciar más aún BansheeLeer más.

– The Interceptor (UK)

Aceptable sin más serie británica de espías que va por la aproximación medianamente realista. Lo saben hacer mejor. Leer más.

– My jihad (UK)

Curiosa comedia británica que ofrece cuanto menos un punto de vista (y unas circunstancias) que suelen dejarse de lado en televisión. Leer más.

– Jonathan Strange and Mr. Norrell (UK)

El libro. Casi literalmente. Con su estilo moroso y todo. Así que para los que les gustó, o los que quieran saltarse su lectura. Leer más.

– Jordskott (O) (Suecia)

Ahora además de lo Noir los suecos están pillando también la sensibilidad misteriosa británica, mira tú qué bien. Leer más.

– K.C. Undercover (USA)

Serie Disney que sale de tener a Kim Possible y centrarse en su vida en el instituto. No, yo tampoco lo entiendo. Leer más.

– The Kicks (USA)

Piloto de Amazon. Equipo de fútbol femenino. La misma historia de siempre con los americanos y el triunfo de los menos probables y hacer comunidad y sus cosas de ellos. Leer más.

– Killjoys (CA)

Más soap opera, más cartón piedra. Aunque en este caso es como tener los elementos para hacer algo bueno y dedicarse siempre a tomar las decisiones erróneas. Leer más.

– Lily the Unicorn (USA)

Dibujos curiosos, animación infame, y ese aspecto de ser una animación infantil de los noventa. Otro del grupito de AmazonLeer más.

– Lost in Oz (USA)

El equivalente en Amazon del CGI de todo a un €uro aprovechando un tema conocido. Leer más.

– Mr. Robot (USA)

Una de las series de estos dos meses gracias a lo ridículo que puede parecer la forma de abordar un concepto ya conocido –hackers y esas cosas- frente a lo muy en serio que se lo toma. Llamada a dividir al público.  Leer más.

– No Offence (UK)

Magnífica serie inglesa con otro estupendo trabajo de su creador y actrices principales que solo desmaya ante algún giro ya previsible, aunque menor, que sirve más para deslucir el conjunto que para descarrilar la serie. Leer más.

 Not safe for work (UK)

Intento -uno más- de serie generacional centrada en unos jóvenes trabajadores. Lo del trabajo da pereza pero bueno, los actores intentan sostenerla y lo mismo mejora o algo. Aunque lo dudo. Leer más.

– Odd Mom Out (USA)

Madres que no son como las demás en su situación privilegiada y algo neurótica. Pues vale. Leer más.

– Open Slather (AU)

Sketches centrados en la cultura popular. Hay un poco de todo con lo que además de los malos también logran otros buenos. La lástima es tener que ver los unos para los otros.  Leer más.

– Proof (USA)

¿Por qué? ¿Quién decidió que esto era buena idea? ¿CSI Y Experiencias cercanas a la muerte a la vez con un personaje tocado por la tragedia en su hijo? ¡¿EN SERIO, TNT?! Leer más.

– Resident Advisors (USA)

Serie simplonesca con consejeros de jóvenes y cosas de jóvenes y fiestas y Ryan Hansen y eso y ya. Leer más.

– The saboteurs (O) (Noruega)

Recreación histórica de un episodio de la IIGM, con la Bomba Atómica de fondo pero un poco más bélico que de espionaje, investigación, suspense. Imagino que tendrá su público. Leer más.

– Scream (USA)

La adaptación de la película a una serie aceptable y ya con mucho personaje jovenzuelo. Leer más.

– Sense8 (USA)

A mí me ha dejado la sensación de que no era gran cosa, un Heroes con mejor presupuesto y posibilidad de mostrar desnudos. Leer más.

– Shimmer and Shine (USA)

El tipo de serie infantil que justifica prohibir ver la tele a los niños. Un espanto de guión, animación 3D y casi cualquier campo que quieras rellenar. Leer más.

– Stitchers (USA)

Lectores de cerebros en equipo en una serie que parece hecha para justificar que USA Network también puede darle al fantástico. Lo que no sé es si el fantástico se despertará de la siesta. Leer más.

– Stonemouth (UK)

Adaptación de una novela de Iain Banks. Un poco por encima de lo aceptable pero, la verdad, daba para más. Leer más.

– SunTrap (UK)

Aquí, sin embargo, no se podía caer más bajo. No sé cómo hicieron la venta aunque entiendo que en una línea puede parecer prometedora, pero ver un capítulo entero es tarea titánica. Leer más.

– Supergirl (USA)

Por muchos problemas que tenga el piloto -que los tiene- al menos la propuesta realizada y la forma de encarar el tema y tono hacen albergar algunas esperanzas de que acabe saliendo bien. En algún momento. Leer más.

– Texas Rising (USA)

Cosa pseudohistórica americana con caras conocidas y… bueno, no mucho más. Leer más.

– Undercover (UK)

Intento de comedia de acción en la que Daniel Rigby lo da todo y ni por esas consigue que funcione el invento como debería.  Leer más.

– UnREAL (USA)

De lo mejor del año, estudio de los mecanismos de los realities sin un personaje positivo pero con muchas facetas en todos. Como una versión cínica de Studio 60Leer más.

– Westside (NZ)

Precuela neozelanesa con los bajos fondos por medio y eso. No está mal pero tampoco es como para correr a recomendarla. Leer más.

– The Whispers (USA)

Insufrible espanto en el que destrozan un relato de Bradbury mientras meten tramas que hace una década ya causaban bochorno al respetable. Leer más.

– Zoo (USA)

Idea lo suficientemente loca como para funcionar pero no tan clara como para ser tomada en serio. A mí las cosas apocalípticas me aburren un bastante pero aquí el apocalípsis-bicho logra que al menos hables a la pantalla. Leer más.

Bueno, pues ya está. Ahora podemos hacer el siguiente balance en cantidad de pilotos y procedencias para estos dos meses: Mayo-Junio 2015 (Total 58 = USA 36, UK 14, AU 2, CA 2, NZ 1 y O  3 -Alemania, Suecia, Noruega-) es curioso porque lo comparamos como el del año pasado y se nota un crecimiento, Mayo-Junio 2014 (Total 44 = USA 31, UK 11, AU 2, CA 0, NZ 0 y O  0), aunque con el del año anterior – 56  en 2013 -notamos una cierta estabilidad, sobre todo en UK -14 este, 11 en 2014, 12 en 2013- que cuadra con esa idea de que en realidad ninguno parece tener muy claro cuándo estrenar las series. A ver cómo sigue el verano.


Como parecía que no podíamos terminar el mes tranquilo Amazon ha sacado seis pilotos infantiles y sin subir siquiera trailers. De modo que vamos a la tranquila tarea insufrible. El primero es The Adventures of Knickerbock Teetertop (USA) que se supone que es de aventuras o algo. No puedo decir que sea mala, pero sí que es muy rutinaria. Pero bueno, los niños tampoco creo que tengan mucha historia en mente.

No hay vídeo.

En cuanto a Bear in Underwear (USA) sale de un cuento y pasa a un estilo más moderno. Tiene el encanto de esos cuentos actuales, pero procura quedarse a medio camino. Probablemente ese sea a la vez su problema pero también su éxito, porque sospecho que esto puede gustar mucho a su franja de edad.

Tampoco, y de este sí es una lástima.

El motivo por el que Disney ha decidido crear una serie sobre viajes temporales pero centrarla en las vivencias de dos amigas es una de esas decisiones que parecen propias de una cadena con miedo a sacar del instituto cualquier idea que puedan tener. Quizá por eso  Best Friends Whenever (USA) suena a cualquier de las otras series de Disney que incluían algún tipo de poder mágico de por medio.

Hablando de Disney, volviendo a Amazon, resulta que alguien consideró que era buena idea contratar al productor de Hannah Montana para montar una serie de instituto. No solo eso, A History of Radness (USA) también mezcla la idea de crear una banda, montada a partir de un grupo de gente no pertenecientes a ninguno de los grupitos por unos mellizos narrando la historia de la misma. El resultado… bueno, os lo podéis imaginar. Y seguro que si lo emitiera Disney sería un éxito, menor o mayor, pero éxito seguro. En Amazon… ya veremos.

Sigue sin haberlo, pero os podéis hacer a la idea.

Parece que no hay más que pilotos suyos pero es que aún llevábamos nada más que la mitad. De modo que vamos a la siguiente: The Kicks (USA) Sobre un grupo de fútbol femenino. Para un fútbol que los estadounidenses saben jugar habrá que aprovechar. Veamos… No, no hay mucho más que pueda contar. No es Oliver y Benji, por suerte, sino otra de esas historias de grupos de gente que son diferentes pero pueden triunfar juntos pero blablabla.

Aquí tampoco hay vídeo pero os podéis poner el Mundial si eso.

Mona de diseño pero con una animación muy limitada, Lily the Unicorn (USA) ofrece ese tipo de historias que a principios de los noventa estaban revolucionando la manera de hacer dibujos gracias a la aparición de los canales de cable que se tomaban más en serio el crear algo con un grafismo diferente pero de preocupaciones más realistas. Así que eso, agradable aunque un poco anticuada. Y esa animación, tsch, tsch…

Seguimos sin vídeo, tendréis que confiar en mi opinión sobre la animación.

Hablando de animación lamentable, está de Lost in Oz (USA) con su intento de animación por ordenador que parece sacada de cuando empezaron a hacer exploits de Pixar que sacaban de saldo con el tema popular del momento. En este caso parecería que hubieran sacado algo sobre Oz y estos no se hubieran enterado mucho pero quisieran participar. La verdad es que a veces parece que Amazon infantil la llevan los mismos de Netflix.

Nopes. Si tenéis un Todo a 1€ cerca podéis buscar dvds de animación para haceros a la idea.

También hay algún británico esta semana con Not safe for work (UK), serie de Channel 4 que intenta hacerse con la representación del mercado de los comosellamelageneracióndeahora mostrando los problemas del mundo laboral y, en fin, lo mismo que hacen todas las generaciones, sospecho. Los actores se esfuerzan y las tramas, bueno, son las de siempre. Pero, eh, quizá con el rodaje logren encontrar una voz propia. Cosas más raras se han visto.

La llegada, finalmente, de Scream (USA) ha servido no solo para que haga en Sabemos un pequeño repaso al terror televisivo, también para mostrarnos que la reformulación que propugnaba la película original aún perdiendo a Craven y Williamson por medio, no ha llegado a tiempo. No porque esté realmente mal, claro, en realidad es bastante más aceptable de lo que esperaba. El asunto es que incluso tras ver los choques que se pegaban series como Harper’s Island lo que está tratando de hacer aquí Scream es algo, chicos guapos y asesinos misteriosos incluidos, que la propia cadena había avanzado en Teen Wolf y que USA Network había clavado y enlucido en la cada vez más compleja Pretty Little Liars. Incluso la discusión meta que promete aquí sospecho qeu será superada por menos subrayada cuando se estrene Scream Queens, pero hasta que podamos verlo es solo una posibilidad. En fin, esto es como siempre el comentario del piloto, así que aún existe la posibilidad de que mejore, o de que empeore -que también, claro- pero al menos el principio ha sido aceptable. Ya os contaré.

Viendo el piloto de Zoo (USA) me he acordado sobre todo de esas películas que hacen a montón para el SyFy con sus ideas locas. Creo que la premisa, basada en un libro de James Patterson, era intentar que la gente se acordara de Los Pájaros. Lo que pasa es que a estas alturas ni esa ni, pongamos, Roar, son tanto la referencia como las múltiples catástrofes apocalípticas que son, al menos la mitad, obra de tiburones, megasaurios y arañicobras. El resultado, por tanto, se ve con una bien llevada incredulidad y cierto sentido del humor ante la absoluta seriedad con la que acometen tamaña barbaridad. Vamos, que no es que vayas a estar pendiente y en tensión pero que da para una siesta más que entretenida. Y así, de paso, terminamos con las novedades de junio.