¡Pilotos Deathmatch! Midwinter of the Spirit, The Muppets, Scream Queens, y más

En esta semana grande que ha sido casi de pasión, las novedades han sido… En fin, han sido. Por ejemplo Heroes Reborn (USA) es una miniserie, o quizá regular, que funciona en un mundo algo más acostumbrado a los poderes y con grupos opuestos. Habrá quien se acuerde de La Patrulla X por aquello de saquear unos Días del futuro pasado en el presente quitándole todas las partes divertidas como los roboces, y quien de Mutante X, lo que parece claro es que en la NBC han visto el éxito de la CW y ha querido recuperar sus propios héroes. Salvo que los suyos tenían que ser temidos y odiados, por supuesto. Lográndolo con el éxito habitual de la NBC, claro.

Quizá hayáis pasado el verano como yo, leyendo a los responsables de Life in pieces (USA) diciendo que no son como Modern Family. Y esto es así por un motivo muy completo. Son como Modern Family. Pero aún, la defensa que podrían usar es: Somos como Modern Family si elimináramos los personajes que aportan diversidad. Cualquier diversidad. Nada de extranjeros, nada de otras razas, nada de otras opciones sexuales. Nada de nada. Incluso en su trato de los personajes femeninos lo hacen peor que Modern Family. Así que ya sabes, si quieres algo de diversión familiar con diversas historias entremezclándose en las diferentes facetas de una gran familia pero no soportas en absoluto a los que son como tú puedes verte la serie más vainilla de la semana.

La sorpresa ha venido esta vez -como tantas otras- de Reino Unido. No tenía ninguna esperanza en especial para Midwinter Of The Spirit (UK), adaptación de una de las novelas de Phil Rickman sobre la Reverenda Merrily Watkins. Dado que la Reverenda es exorcista y sus libros suelen jugar con, digamos, cierta ambigüedad esperaba que lo hubieran convertido en otro ejemplo de Exorcismos por el mundo. En lugar de eso logra tener toda la ambientación tanto misteriosa como más cotidiana, con la Reverenda siendo madre de una adolescente y tratando de entender lo que se encuentra para, unos veinte minutos comenzado el capítulo, empezar con una juerga en la que es más importante el papel del investigador y las amenazas que le rodean que un indefinido mal concentrado en una persona. Veremos cómo avanza pero, de momento, vamos bien servido de supernatural más-o-menos-religioso.

Es difícil hablar de The Muppets (USA) sin polarizarse a favor o en contra. Quizá porque hay gente a la que le da lo mismo y otra a la que le encantan, siendo estos últimos –entre los que me cuento, claro– donde más extremas son las opiniones. Inesperadamente -para mí- estoy en medio. Hay cosas que me han gustado en esta nueva encarnación. Me ha gustado el ambiente tras el escenario que recupera y mejora el original con pinceladas a la 30Rock, me ha gustado la manera de reconvertir el espectáculo de variedades y me ha parecido una de las mejores encarnaciones de Miss Piggy. Un personaje que puede caer en lo caricaturesco pero que aquí es tratado con completa seriedad. Lamentablemente también hay cosas que no me han gustado nada o casi nada. Empezando por la decisión de meter el formato de falso documental que no aporta prácticamente nada a la historia, logrando los chistes más fallidos a su costa. Del mismo modo, cuando lo que se intenta es replicar el estilo de The Office aquello hace agua por todas partes. Triste es tener a Jere Burns todo un capítulo dando vueltas y no sacarle partido. Aunque el tema principal de las conversaciones sospecho que será Gustavo. No solo es la peor versión posible sino que lo es por una falta de inteligencia y compasión que pueden ser comprensibles dentro de un orden. Toda la trama central del capítulo sirve tanto para realzar a Piggy como para hundir a Gustavo. Peor aún, su nueva novia, Denise, es poco menos que la versión que un tipo con crisis de la mediana edad buscaría: más joven y ‘guapa’ y menos problemática que la anterior. Y lo peor de todo es que ni siquiera es un personaje de verdad, es simplemente un truco de guión que está ahí porque tiene que estar, pero que carece de cualquier rasgo de personalidad que no esté en relación con su novio. Su mera explicación de que sin una relación de por medio Piggy le parece una lunática hace pensar en qué clase de personaje nos están preparando. En fin, esperemos que puedan extender lo bueno y relegar lo malo.

No os voy a mentir. He entendido tan poco de lo que pretenden hacer con The Player (USA) como ellos mismos. Tanto los que lo contrataron como el equipo de guionistas y actores que lo interpretan sin que parezca que nadie sabe qué es lo que quieren montar, ¿es una nueva edición de El Coche Fantástico pero ahora sin coches? ¿Persons of Interest en Las Vegas? ¿Wesley Snipes ha tenido guión en algún momento del rodaje? Tantas preguntas y tan poco interés en las respuestas.

Por su parte Rosewood (USA) es un ejemplo más de un tipo con una habilidad especial que puede servir para resolver crímenes como consultor asistiendo a un miembro del sexo opuesto que podría ser modelo pero trabaja para una agencia gubernamental en la que los giros son que él trabaja como consultor privado y que al menos son minorías. Ah, como es de la FOX intentan darle un rollo cínico y descreído. A veces me pregunto si tendrán a un solo equipo de guionistas y que luego alguien los adapte según las series.

Por suerte esta semana me he encontrado también con Scream Queens (USA) que me ha dejado encantado por aquello de que toca precisamente algunos de mis temas favoritos, es decir es un slasher dentro de una hermandad femenina con un tono entre el terror y la comedia pero sobre todo la sátira. Y además perfectamente interpretada con un enrome reparto en la que es casi imposible señalar al mejor actor entre gente como Emma Roberts, Nasim Pedrad, Abigail Breslin, Niecy Nash o Glen Powell entre otros, es difícil porque incluso en quien menos esperas -como Nick Jonas– acabas encontrando grandes interpretaciones,  pero con eso y con todo es Jamie Lee Curtis la que mejor parece estar pasándoselo con todo esto. Queda por ver cómo avanza y hasta qué punto Ryan Murphy consigue centrarse a la vez que parece replicar en comedia los postulados de su propia versión de AHS: The Covent y a partir de qué momento empieza a perder la cabeza como es habitual en sus producciones. Mientras tanto podemos disfrutar de este slasher cómico que no lo tiene muy difícil para ser la mejor versión del género para televisión.

Terminamos con dibujos animados, Wabbit (USA) es la nueva cabecera para cortos de Bugs Bunny credo por Cartoon Network para revitalizar Boomerang. El resultado es agradable, no tan innovador como los de Mickey Mouse, ni tan espantoso como las revisiones 3D de tantos y tantos clásicos. Así que… bueno.. ¿para qué nos vamos a quejar?


One comment to this article

Deja un comentario