¡Pilotos Deathmatch! Black Lighting, Britannia y más

Parece mentira que una semana tan floja como esta nos haya traído también una de las primeras grandes… bueno, a saber si series, pero desde luego el primer gran piloto del año. Me refiero, por supuesto, a Black Lighting (USA), que logra no sólo ser relevante en la discusión sobre raza sino, sobre todo, sobre cómo hablar de esa raza y cómo manejar el asunto. Un reparto casi exclusivamente negro y un centro en las decisiones antes que en las acciones -algo así como si DC hubiera querido enseñarle a Marvel cómo hacer correctamente Luke Cage– logra un magnífico episodio de presentación y desarrollo. Que no creo que sean capaces de aguantar más allá del capítulo 4, el 6 en el mejor de los casos. Me encantaría equivocarme pero esto se podría mantener durante cosa de una docena de episodios, en el mejor de los casos. O menos. Quién sabe. Ojalá hubiera manera de que durara porque, de verdad, es un piloto que merece la pena ser visto. Y sí, estoy tan sorprendido como vosotros.

Lo que me parece más importante decir de Britannia (UK) es que he pasado gran parte de la misma convencido de que era una parodia. Es decir, es MUY evidente que han visto Vikings y si en lugar de ser Sky fuera STARZ podría llegar a creer que era en serio. Pero luego resulta que parece que sí, que en realidad han pensado que subirlo todo a la 11 y presentar los locurones como si fuera la nueva normalidad era una forma lógica de enfocarlo. Y, mira, no me parece necesariamente mala idea pero me temo que entonces las ganas de repetir lo ya existente se enfrentan a la decisión de ir más allá y… Bueno. Podría ser peor, supongo. O podrían hacerla directamente cómica, que también.

Por contra Corporate (USA) es difícil de creer que sea una comedia. O que alguien crea que es divertido. O nuevo. Sospecho que Comedy Central tiene una idea de cuál es su público.  Cada vez tengo más claro que no soy yo. Pero si queréis más series de Oh, las oficinas, Que aburrido. Trabajar para una gran empresa. Blablabla. Más blablablá. Aún más blablabla. 

No se me ocurre cómo puede ser este el piloto de una serie nueva. Es decir, House of Payne duró 8 temporadas -9 más de las que merecía- de las cuales la primera fue en sindicación y el resto en la TBS. Cuando la TBS decidió prescindir de Tyler Perry parecía que llegaba el final… hasta que el OWN de Oprah decidió que total para qué y que podrían estirarla más aunque con un nuevo nombre, ahora es The Paynes (USA). Aunque han cambiado más bien ninguna cosa. Urgh.


Dado que en la misma publicidad dicen que Trolls: The Beat Goes On! (USA) es la serie realizada para los que se quedaron con ganas de más tras la película y yo estoy muy lejos de ser uno de ellos estoy muy lejos de ser el espectador al que pueda interesar esto. Sobre todo teniendo en cuenta que estamos ante otro de esos desastritos baratos que perpetra Netflix en lo que a programación infantil se refiere.


2 comments to this article

  1. Alejandro

    on 25 enero, 2018 at 6:40 pm - Responder

    ¡Hola Jónatan! No sé si por aquí es el sitio adecuado, pero pruebo a preguntar… Antes recuerdo que comentabas mucho el panorama de shows americanos (no sé si por aquí o por Twitter) y tenía curiosidad (y ganas de volver a engancharme a alguno) si tras todos los movimientos que hubo y la retirada de Late late show with Craig Ferguson (mi favorito) hay alguno que merezca la pena seguir a día de hoy. Obviando el de John Oliver (que es el único que sigo). ¡Mil gracias!

    • Jónatan Sark

      on 24 febrero, 2018 at 3:01 pm - Responder

      Puf, no había visto esto. A ver si me meto un día con los comentarios. El panorama ha cambiado mucho desde TRUMP! Casi se ha invertido. A principios de febrero del año pasado apunté un inicio de entrada – “TRUMPando a Fallon”- en el que hablaba de cómo el clima político estaba empezando a pasarle factura. A estas alturas no es que le haya pasado factura, es que le ha arrollado. A mi particularmente me gusta el de Seth Meyers, probablemente porque ha acabado siendo un “Weekend Update” al que le meten entrevistas. Y las entrevistas aún no las maneja, pero el resto sí. También recomiendo echarle un ojo a “The Rundown with Robin Thede”, que es emanal y más tipo Samantha Bee, pero suficientemente diferente. Pero la verdad es que las cosas están suficientemente revueltas como para que cada vez conozca más gente que se van pasando a los ‘chat shows’ británicos. Andrew Norton yt al.

Deja un comentario