¡Libros que Llegan! de Angelis, “La cronología del agua”, Villareal y más

¡Seguimos con el regreso! Esta semana menos títulos -menos mal- pero también muchas novedades de lo más interesante. Ya sabéis que con los libros nunca se para, así que ya puedo decir aquello de:

¡Que entre la pila!

El caso del banquero asesinado de Augusto de Angelis, ed. Siruela

Todo un clasicazo de la novela negra italiana, muy de agradecer a la editorial que lo haya recuperado porque es toda una alegría para los lectores de este género. Comprar

La cronología del agua de Lidia Yuknavitch, ed. Carmot

La historia de una joven narrada por secciones y con un fondo acuático que va empujando y reforzando de manera metafórica todo lo que su vida va cambiando y adaptándose. Comprar

Historia popular del levantamiento vampiro de Raymond A. Villareal, ed. Nocturna

¡Ay! Que alegría tener ya en español esta obra. Un mezcladillo de formas y formatos que juntos conforman una historia de vampiros que tiene, además, múltiples lecturas contemporáneas. En resumen, un delicioso artefacto. Comprar

Posturas políticas de Margaret Atwood, ed. Navona

La poesía de Atwood reunida para que sirva también como reflexión ante lo que estamos viendo y podríamos ver. Mucho mejor tener esto reciente por si le cae algún premio. Comprar

Historias Extrañas de Rosa Mulholland, ed. Carfax

El Gótico Victoriano Irlandés recuperado en esta autora que demuestra que no solo los ingleses hacían grandes historias clásicas de fantasmas. Comprar

Sus hijos después de ellos de Nicolas Mathieu, ed. Alianza de Novela

Dentro del brillante año de premios que lleva la editorial le toca el turno al Goncourt del año pasado, una obra sobre el paso de la adolescencia a la vida adulta y cómo el mundo cambia a la vez que sus protagonistas. Comprar

Un chalet en la Gran Vía de Alberto Otto, ed. Terranova

Textos muy breves, juegos conceptuales con humor absurdo, que van armando una imagen general en las que lo más importante es causar la alegría. Comprar

La expedición al Baobab de Wilma Stockentström, ed. Siruela

La supervivencia en África, las dificultades para la vida, las historias de unas mujeres que se enfrentan con coraje a los elementos. Todo eso tiene este libro y también mucho más. Comprar

Caballo sea la noche de Alejandro Morellón, ed. Candaya

El amigo Alejandro saca una brevísima narración y nosotros que nos alegramos de ello. Comprar

– Insurrección de José Ovejero, ed. Galaxia Gutenberg

La vida de los barrios y desde los barrios, amenazada por los de siempre, por los poseedores de casas y el capitalismo salvaje, las decisiones de cómo defenderlo mientras todo se va precarizando. Una obra demasiado actual como para resultar cómoda de leer. Comprar

Kleinstadtnovelle de Ronald M. Schernikau, ed. Gallo Nero

Una historia de juventud y crecimiento en la Alemania de los años ’80, con un adolescente que va descubriendo su identidad -sexual, pero no solo- y contraponiéndola y contraponiéndose- al tiempo y momento que le había tocado vivir. Comprar

El secreto del olmo de Tana French, ed. Alianza de Novelas

Vuelve French a jugar con el pasado y el presente, con los misterios contrapuestos en diferentes momentos, siempre con enorme pericia -aunque quizá algunas páginas de más- para disfrute de los aficionados al policíaco más retorcido. Comprar

El diablo sabe mi nombre de Jacinta Escudos, ed. Consonni

Relatos que unen una aspiración transgresora con un trasfondo en las que muchas veces el fantástico es más un complemento a la realidad que algo que se oponga a ella. Comprar

Ciberfeminismo edición a cargo de Remedios Zafra y Teresa López-Pellisa, ed. Holobionte

Un interesante ramillete de textos feministas más o menos modernos de aquellas autoras que, por algún extraño motivo, no son tan citadas como otras pensadoras anteriores. Siempre es un buen momento para ponerse al día en cuestiones que van de lo más ciber al transfeminismo. Aunque sea por ayudarnos a desterrar pensamientos antiguos. Comprar

Urbanas y modernas de Alfonsina Storni, ed. Barlin

La faceta periodística de Storni aquí reunida y siempre interesante. Comprar

Vigilancia permanente de Edward Snowden, ed. Planeta

Pues sí, Planeta ha publicado a Snowden. Estas cosas suceden. Comprar

La auténtica Lolita de Sarah Weinman, ed. Kailas

Un acercamiento casi periodístico a los hechos reales que estarían entre los motivos de inspiración de la famosa novela. La aterradora historia real, si queremos decirlo así. Comprar

Mirarse de frente de Vivian Gornick, ed. Sexto Piso

Pues sigue Gornick contando sus cosas, a medias entre la ficción y la reflexión. Comprar

Gestación subrogada de Layla Martínez, ed. Pepitas de Calabaza

Una reflexión sobre todo lo que está mal -y por qué ha llegado hasta aquí- la gestación subrogada. Comprar

Pasión por los insectos de Xavier Sistach, ed. Turner

Una muy interesante colección de entomólogas que investigaron los insectos viviendo aventuras y descubriendo grandes novedades por el camino. Comprar

En órbita con Thomas Pesquet de Marion Montaigne, ed. Norma

Muy divertido este álbum francés sobre un astronauta en lo que acaba siendo una obra divulgativa a la vez que una comedia, no es algo esperable pero sí muy recomendable. Comprar

El taller de bicicletas de Sempé, ed. Blackie Books

Siempre Sempé, siempre una historia maravillosa tras otra para darnos gusto y alegría con su maravilloso estilo y sus humanas historias. Comprar

En el jardín de Emma Giuliani, ed. Maeva

Un brillante álbum que habla de la naturaleza y permite ir jugando también con ella. Con páginas que se desarrollan y mueven. Comprar

Si no te gusta leer, no es culpa tuya de Jimmy Liao, ed. Barbara Fiore

Otra encantadora obra de Liao, esta vez sobre los motivos por los que a algunas personas no les gusta leer, no desde la culpabilización o el reproche sino desde una comprensión cálida. Comprar

Elevador de Kyung Hyewon, ed. Oceano

Un ascensor como forma y manera de viajar en el tiempo y provocar divertidas aventuras, una obra con humor y mucho encanto. Comprar

¡Hay que atrapar a Ñac-ñac! de Emma Yarlett, ed. Bruño

Nueva historia de Ñac-ñac, esta vez con una biblioteca de por medio. Comprar

¡Así no, Elisa! de Ruth Pérez Gómez y Laura Súa Campo, ed. Cáprica

Que a Elisa le digan que no hace las cosas bien no le preocupa demasiado porque sabe que hay otras que sí, y no solo eso. Una obra con trasfondo que sirve para llevar una idea muy clara a sus pequeños lectores. Comprar

El club de los unicornios de Suzy Senior y Leire Martín, ed. Picarona

Los unicornios están de moda -sí, más- y eso facilita la aparición de álbumes divertidos como este. Comprar

Una casa con sorpresas de Camille Garoche, ed. Patio

Un paseo encantador, con juegos de solapas y mucho humor, que permite seguir al gato para conocer mejor a los pobladores de la casa. Comprar

Fieras encantadoras de Kate Gardner y Heide Smith, ed. Harper Kids

Una mirada entrañable a animales que muchas veces tienen mala prensa. Pero aquí estamos ahora, descubriéndoles lados más tiernos. Comprar

Off de Xavier Salomó, ed. Flamboyant

Una alegoría muda que nos explica los problemas de las nucleares. Y, a la vez, deja un resquicio para la esperanza. Comprar

¡Hasta aquí! Ya veis que hay muchos libros interesantes para esta semana. Y que, como siempre, también los habrá la próxima cuando recuperemos, por fin, La maldición de Hill House de Shirley Jackson, el recopilatorio de Deliranta Rococó, o las novedades de N.K. Jemisin, Delphine de ViganSally Rooney, J.R. Moehringer, Vikram SethRichard Ford. Pero, como siempre decimos, es mejor dejar lo de la semana próxima para entonces, disfrutar de lo que ya tenemos en las estanterías y despedirnos hasta entonces, como siempre, con un… ¡Nos leemos!


Una semana de lo más movida esta, con gran parte de los Estrenos Otoñales de series de este año en las generalistas USAcas. Pero bueno, podría haber sido peor, supongo. Empezamos esta vez por All Rise (USA), la clásica serie de abogados que tratan de ser majos y buenos y blablabla pero que está vez nos habla de abogados Y jueces. Uno esperaría que se debiera a que han visto las series australianas o británicas que tratan de estas cosas. Pero parece que no, que han visto la serie de siempre de abogados y han pensado que añadir a los jueces estaría guay. El resultado es un masdelomismo que no está ni bien ni mal sino todo lo contrario. Forraje televisivo. Pero puntos a CBS por intentar una serie con diversidad de varios niveles como si no mordiera.

Reconozco que cuando me puse Bard of Blood (O) (IN) esperaba otra cosa. De entrada, que fuera realmente de acción, algo más espectacular a la altura de su cine. En lugar de eso me he encontrado con una historietilla de espías contrariados y un uso más bien televisivo -pero claro- de los recursos narrativos. Supongo que para ponértela de fondo una tarde de fin de semana mientras planchas, o algo así, puede tener su gracia. Poco más.

Más abogados con Bluff City Law (USA), que tiene una aproximación más de drama familiar y a Jimmy Smits haciendo otra vez de abogado. Que tío. Esta vez la obra es tirando a blanda, la parte jurídica no podría importarles menos, aquí se viene a los problemas familiares y el drama y todo eso. La pena es que no llega ni a telenovela, se queda bastante antes. En fin, qué le vamos a hacer. No es que sea mala, si buscas una serie blandita blandita para rellenar horas seguro que te vale.

Supongo que hay un universo en el que podría decir algo bueno de Bob ♥ Abishola (USA), lo único que se me ocurre es que han intentado que Chuck Lorre ofrezca algo más de diversidad en sus series. Con el éxito esperable tanto en la CBS como en Lorre. Ni siquiera voy a sugerir que la cosa podría ser peor porque no tengo yo muy claro cómo. Ah, bueno, una cosa que sí puedo decir a su favor es que Lorre ha recuperado a Billy Gardell después de que Melissa McCarthy se aburriera de sostener Mike and Molly. Al menos es una persona capaz de recompensar a sus antiguos colaboradores.

La idea detrás de Cake (USA) es lo más interesante del programa. Una mezcla de ¿sketches? ¿segmentos? a saber… animados con alguna hecha con actores y, en fin, más un batiburrillo de ideas a ver si sale algo potable que poder explotar luego por otro lado que un auténtico programa. O, si lo preferimos, un programa de cortos más o menos experimentales para darle la oportunidad a creadores varios de hacer algo que salga un rato en televisión (en la FXX) así que la idea no es mala. el resultado… La idea no es mala.

Llenar de buenos actores una comedieta parece una de las tendencias de este año, que busca ver si así mejora la serie. En Carol’s Second Act (USA) no lo hace, pero sí que logra que sea al menos visible más allá del aspecto barato y las risas enlatadas. Es una lástima, porque con guiones mejor engarzados, o más trabajados, o menos complacientes, o yo qué sé… con otro tipo de guiones esto podría haber funcionado mucho mejor. El material humano lo tiene, desde luego. Pero, en fin, al menos se notan las tablas.

Otra lástima de propuesta que merecía mejores resultados: Creepshow (USA) usa relatos de autores conocidos, buenos actores de género y gente competente en todos los niveles. Pero el resultado no pasa de esa competencia. Quizá porque la duración por episodio es tirando a corta (ya, yo tampoco puedo creerme haber escrito esto, debería ser algo que sumara, pero aquí estamos, con una sensación de ‘deprisa, deprisa, que se nos acaba el tiempo’ que poco bien le hace a la historia) quizá porque los medios de Shudder son bastante limitados -el animatrónico de la secuencia de apertura es… en fin- la pena es que se nota que hay interés, trabajo y cariño ahí metido, pero el resultado… no acompaña. Quizá si les damos unos cuantos capítulos… yo qué sé…

Que Allison Tolman es una gran actriz no creo que vayamos a tener que discutirlo, que no hay forma de que encuentre Su Serie, tampoco. Y no será por no haberlo intentando. Pero nada. Esta vez toca Emergence (USA), una serie de (discutible) misterio y (aparentes) conspiraciones, con una niña salida de a saber dónde, posibles poderes y todas esas cosas. Más Lost que las series que quieren ser la nueva Lost. Pero volvemos a lo de siempre, por muy bien que esté (que está) el reparto es difícil tirar para delante con la sombra de una premisa. Y aquí se está esperando que ganen los actores lo que el guión no da. Va a ser difícil que lo logren, pero quizá alguien en algún lugar la convierta en una favorita personal. No lo veo probable, pero tampoco imposible. En fin, a ver si en la siguiente tiene más suerte Tolman.

El plato fuerte de esta semana ha sido, para mí, Evil (USA) una serie sobre investigación de lo paranormal centrado en la parte de ángeles y demonios que, sin embargo, no es lo que uno esperaría a partir de la descripción. Porque se nota MUCHO que detrás está el matrimonio King. Más contenidos que en Braindead -aunque estoy esperando los minutos musicales desde ya- pero con la misma querencia por giros locos, momentos judiciales y, en resumen, lo inesperado convertido en una pieza de lo esperable. Además, claro de un estupendo reparto en el que dejan a Michael Emerson desatarse. No sé si serán capaces de mantener en movimiento el juguete, o de lograr que esa ambigüedad esté en el aire. Pero, mientras tanto, es un motivo de disfrute más que logrado.

Poco puedo decir de la australiana Frayed (AU), no por no haberla visto sino, precisamente, por haberlo hecho. Y es que la idea de Pez fuera del agua junto con Regreso al hogar acaba causando una acumulación de personajes desagradables, de situaciones chuscas y, en general, de poco interés por nada que tengan que contarnos. Vamos, yo soy la madre de la protagonista y entre ella y su hermano ya hubiera huido hace años a algún lugar en el que quedar ilocalizable. En fin, supongo que este tipo de humor tendrá sus seguidores. Pero no soy yo.

La precuela de black-ishmixed-ish (USA), llega para, francamente, no sé qué. Supongo que sacar otra serie más o menos cercana y con personajes más o menos conocidos. Lo cierto es que poco aporta a lo ya existente en la serie madre, el único cambio es que es ‘de época’ -je-. Supongo que para fans de la primera servirá. Supongo.

Mejor de lo que a priori podría parecer, Perfect Harmony (USA) es otra serie beneficiada por un buen reparto de actores que en pocos casos son muy conocidos pero que sí demuestran buen hacer, o lo han demostrado antes. Por supuesto es Bradley Whitford el que se lleva toda la gloria, que para eso está en el centro. y también por supuesto estamos en una de esas series de Buen Corazón y de Los Rednecks Son Majos y todo eso. Hay muy poca complicación aquí y no todos los guiones funcionan, las canciones son… bueno, son. Pero, pese a todo, no es una mala serie. Aunque tiene que crecer y definirse un poco o puede acabar más que cancelada. Quizá haya suerte.

No esperaba yo que me gustara The Politician (USA) pero aquí estamos. Ryan Murphy ryanmurphea, pero esta vez lo hace desde el reflejo de Popular. Evita los momentos más obvios a favor de giros más o menos ácidos y reparte para todas partes. El capítulo cinco, por ejemplo, logra ser bochornoso a la vez que malévolo. Las referencias culturales están atopísimo, como siempre, y también cargadas de mala leche. Así que al final tenemos una obra que no creo que vaya a funcionar muy bien, la verdad, pero que a los espectadores habituales del autor nos parecerá bien. Alguna vez tenía que ser yo el público potencial.

Esta cosa de los investigadores especiales y blablabla llega a un nuevo nivel con Prodigal Son (USA), no porque sea realmente diferente sino porque apila tantas cosas juntas que es difícil creer que las hayan podido juntar. tenemos al investigador especial que es lo más sobreactuado que he visto desde el advenimiento de Mr. Roboto, tenemos a Michael Sheen haciendo de asesino en serie que quiera ayudar -o no, a saber- a su hijo. Como idea es bastante loca, más por lo que el chicle pueda estirarse que por otro motivo. Al menos es lo suficientemente loca como para darle una oportunidad. Y, quién sabe, quizá estemos ante la próxima prótesis en ganar un ÓscarTM.

Cómo será Skylines (O) (AL) que al ir a escribir estas líneas he tenido que ponérmela otra vez porque pensaba que no la había visto. Pero sí, lo que pasa es que de puro olvidable toda esta historia sobre uno de los temas favoritos del servicio de streaming, el crimen organizado. Esta vez no hay drogas pero sí un sello discográfico. Lo que no deja de resultar irónico. En fin, lo único peor que algo olvidable es algo aburrido así que supongo que podría haber sido peor.

Ojalá Stumptown (USA) me hubiera gustado más. No me malinterpretéis, me ha parecido bien, pero se nota que podría estar mejor. Necesita más ritmo, quizá cuando estén los personajes presentados dé menos la sensación de que es un capítulo doble inicial aunque tenga la duración de uno normal. Quién sabe. En cualquier caso, es un piloto claro y sólido, con mucho espacio para mejorar. Así que crucemos los dedos. O algo. Quizá si apareciera David Tennat como villano…

*suspiro* Supongo que hay algo bueno que podría decir sobre Sunnyside (USA)… … … … … … ahm… el reparto es muy variado. Y no son malos actores. Tampoco es que sean especialmente sólidos, especialmente con la cantidad de grandes repartos desperdiciados que hemos tenido esta semana. Digamos que es un reparto aceptable desperdiciado. No es lo más bonito que se puede decir pero… bueno… al menos es una comedia positiva… o algo.

Walton Goggins es uno de los mejores actores estadounidenses, un tesoro nacional de allá y un terrible desperdicio en The Unicorn (USA), algo que podríamos extender a otros miembros del reparto como Michaela Watkins. Tengo, además, pocas esperanzas en que mejore esta simplística historia de un viudo con hijas que trata de rehacer su vida. En fin, quizá el año que viene…

aaa


¡Libros que Llegan! Peace, “PoetX”, Campbell y más

¡Ya hemos vuelto! Y, como de costumbre con eso que se llama La Rentrée, ha sido una inundación. El lanzamiento de nuevos libros ha llegado a tal nivel que no voy ni a entretenerme más. Vamos a ver si podemos resumir todo en una frase por larvey keitelibro. Así que empezaré por mi frase de siempre:

¡Que entre la pila!

Poet X de Elizabeth Acevedo, ed. Puck

Una de las más interesantes -y difíciles de traducir, ya veremos cómo se las han arregalado- de las novelas juveniles recientes. Una chica da salida a sus problemas, dudas y pensamientos (todo muy costumbrista: padres, estudios, amigos, amores) escribiendo poesía. Y es en ese ‘formato’ en el que se va hilando la historia. Realmente interesante. Comprar

Paciente X de David Peace, ed. Armaenia

Akutanagua como excusa para que Peace realice una serie de historias más o menos cortas, más o menos historias, que van hilando su biografía como un todo interconectando las piezas. Comprar

Érase un río de Bonnie Jo Campbell, ed. Dirty Works

Una joven parte a buscar a su madre río arriba, el camino es peligroso tanto por los animales como por la gente con la que se encontrará. Especialmente porque su personalidad fuerte y luchadora esconde en realidad solo busca la búsqueda de latranquilidad. Comprar

Un plan sangriento de Greame Michael Buenet, ed. Impedimenta

Un True Crime que no es y no existe pero que articula un juego de espejos entre el pasado, el presente y las causas detrás de los motivos tanto como sobre los límites de la realidad. Todo ello con una estructura de novela de suspense para ayudar a ir avanzando. Comprar

El unicornio negro de Audre Lorde, ed. Torremozas

Todo un clásico de una de las grandes, este poemario que explora lo que significa ser mujer, afroamericana y lesbiana en los Estados Unidos de finales de los ’70 mantiene, 40 años después, toda la fuerza, la potencia y la realidad que descubrir. Comprar

La suerte de Omensetter de William R. Gass, ed. La Navaja Suiza

El enfrentamiento entre el cabeza de una familia de forasteros y el cada vez más envilecido reverendo, una lucha de voluntades y no solo, que ofrece esta mirada desde distintas voces a una lucha de algo más que egos. Comprar

La cadena fácil de Evan Dara, ed. Pálido Fuego

Una lucha sobre lo auténtico, una historia llena de distintos enfrentamientos tanto como un repertorio de estilos y usos de una modernidad más allá de todo. Un nuevo ejemplo de las capacidades de Evan Dara. Comprar

El mundo en que vivimos de Anthony Trollope, ed. Ático de los libros

¡Por fin! Esta obra maestra de Trollope vuelve a estar disponible tanto como está de plena actualidad, con esa historia de burbujas y venganzas, de corrupción sistémica y deshonestidad. Ejemplo perfecto de todo aquello que en tiempos se llamaba Un Novelón. Comprar

El hueco de las estrellas de Joe Wilkins, ed. Errata Naturae

Dos personas ligadas, aún en la lejanía, por lazos familiares enfrentados a la aridez no solo de las condiciones socioeconómicas del centro rural estadounidense, también su realidad física y moral Una obra dura pero poderosa. Comprar

Una comedia siciliana de Leonardo Sciascia, ed. Gallo Nero

Breves, brillantes, afiladas y con mucho humor, estas piezas de Sciascia comprimen el gran talento del escritor italiano para hacer un retrato de Sicilia y, sobre todo, de los habitantes y lazos de los sicilianos. Comprar

Kim Ji-young, nacida en 1982 de Cho Nam-joo, ed. Alfaguara

Una historia pequeña, discreta, que podría ser la de una mujer cualquiera y que, precisamente pro eso, tiene unas connotaciones casi universales en las que nuestra narradora, y aquellas en las que se desdobla, nos muestra las realidades y problemas de las mujeres en Asía oriental. Comprar

Las siete y una vidas de Stella Fortuna de Juliet Grames, ed. Alianza de Novelas

Saga familiar, con un viaje de por medio y mucha peripecia que explica la vida de dos mujeres. O de una y su hermana, quizá. Y, a partir de ahí, algo más que una mujer maldita. Comprar

El jardinero de Ochákov de Andrei Kurkov, ed. Blackie Books

Viajes en el tiempo y comentarios sobre las URSS, Todo ello con una serie de aventuras, misterios y, por supuesto, humor. Comprar

Desierto sonoro de Valeria Luiselli, ed. Sexto Piso

La historia de una familia es también la del pasado y presente de un país que intenta dulcificar su cara más cruel. Esa que aquí los niños confunden pero también presencian. Comprar

Las mil y dos noches de Carole Geneis, ed. Siruela

Una obra de habitación cerrada con aire clásico que es, sin embargo, lo suficientemente moderna como para ocupar un puesto entre las novelas negras actuales. Comprar

Corazones vacíos de Juli Zah, ed. Vegueta

Un thriller político sobre un futuro demasiado cercano en el que las empresas de seguridad dan un nuevo significado. Incluyendo las vueltas que dan la información, la tecnología y sus maneras de tratarlos. Comprar

Esta tormenta de James Ellroy, ed. Literatura Random House

Siguiente novela de turno de Ellroy, continuación de Perfidia y poco más creo qeu haya que contar. Sobre todo con esa portada. Comprar

Un asunto demasiado familiar de Rosa Ribas, ed. Tusquets

Nueva serie de Ribas. Una familia de investigadores y un caso algo más intrincado de lo normal. Todo ello con tanto humor como cariño. Comprar

Su último deseo de Joan Didion, ed. Literatura Random House

Por extraño que parezca Didion ha hecho también un thriller. Bueno, o algo. Comprar

La brigada de la luz de Kameron Hurley, ed. Alianza

Otra obra de Hurley, esta vez dentro de la scifi, que llega a España. Pues bien. Comprar

El instituto de Stephen King, ed. Plaza & Janes

Siguen llegando novedades de Stephen King, que bien, incluso aunque parezca una actualización de las antiguas. Comprar

El priorato del naranjo de Samantha Shannon, ed. Roca

Enorme tocho con una de las apuestas de este trimestre. Comprar

Leopardo negro, lobo rojo de Marlon James, ed. Seix Barral

Otra apuesta, esta vez con Marlon James como fondo. Comprar

Concilio de sombras de V.E. Schwab, ed. Minotauro

Segunda de las tres historias de Schwab en este universo. Comprar

La ruta del conocimiento de Violet Moller, ed. Taurus

Una historia no tanto de los viajes, que también, como de la manera en la que se han ido trasmitiendo y reforzando las ideas más… clásicas. Comprar

La tierra de la lluvia escasa de Mary Austin, ed. Volcano

Una historia en primera persona de las  muchas historias de paisaje y vida en el campo. Comprar

Fraternalmente, Emma de Emma Goldman, ed. La Felguera

Selección de cartas de la gran Emma Goldman. Comprar

Los amnésicos de Geraldine Schwarz, ed. Tusquets

Una revisión del pasado desde el presenta al encontrarse la autora del libro no solo el beneficio del que sacaron, también la forma en que intentaron olvidar que habían sacado provecho de lo que hicieron los nazis. Comprar

Mediocracia de Alain Denaurld, ed. Turner

Una historia de la incompetencia convertida en un valor para el ascenso social, político y empresarial. Como ver las noticias, vaya. Comprar

Sidi de Arturo Pérez-Reverte, ed. Alfaguara

Empezamos el repaso a las apuestas más apuestas de las grandes, comenzando por El Cid con esa portada que han decidido maquillar poniéndole el título por encima. Comprar

El pintor de almas de Ildefonso Falcones, ed. Grijalbo

Siguiente apuesta, modernista. Comprar

El colgajo de Phillippe Lançon, ed. Anagrama

Apuesta Charlie. Comprar

Los testamentos de Margaret Atwood, ed. Salamandra

Anda que como gane el Nobel y esta Apuesta sea lo más reciente que tenga… Comprar

El placer de María Hesse, ed. Lumen

La Apuesta en Lumen es dejar que Hesse hable de sexo. Comprar

Cocina Simple de Yotam Ottolenghi, ed. Salamandra

Buena colección de libros de cocina han estado llegando. Empezando por la nueva creación de Ottolenghi por el lado sencillo. Comprar

La india vegetariana de Meera Sodha, ed. Neo-Cook

Para todos los enamorados del Made in India de Sodha llega ahora esta colección de platos vegetarianos tan interesante. Comprar

Epílogo de Pablo Velarde, ed. Nuevo Nueve

Hablando de cosas, resulta que tenemos nueva editorial de cómics en Madrid y que ha abierto con este título. Comprar

La esperanza pese a todo de Émile Bravo, ed. Dibbuks

Pues vuelve Bravo a Spirou y lo hace con este inicio de lo que promete ser una historia más larga. Yo contento, claro. Comprar

Dance! Kremlin Palace de Shintaro Kago, ed. ECC

No sé ni qué decir, pero estoy seguro de que querríais saber que esto existe. Comprar

El mundo es redondo de Gertrude Stein con ilustraciones de Clement Hurd, ed. Tres Hermanas

Stein hablando del mundo desde un punto de vista más conceptual que geográfico peor no solo. Una curiosa introducción a la obra de la autora para los no-tan-pequeños. Comprar

El temerario Jack de Ben Hatke, ed. Astronave

El autor de Zita se nos presenta con una nueva obra para un poco más de edad pero con el mismo interés. Comprar

El reto de Pilar Serrano y David Sierra, ed. Libre Albedrío

Divertido y estupendamente ilustrado, una obra encantadora. Comprar

¡Pingüinauta! de Marcie Colleen y Emma Yarlett, ed. Astronave

Con la luna como tema, esta historia de un pingüino resulta a la vez humorística y entrañable. Comprar

El muro en mitad del libro de Jon Agee, ed. La Casa Roja

Una gran obra de Agee, y un juego de narración con las dos páginas y al necesidad o no de muros que nos protejan. Comprar

¡Hasta aquí hemos llegado! Ya habéis visto la barbaridad. Y sí, hay para todo el mundo. También la semana próxima habrá novedades como El caso del banquero asesinado de Augusto de Angelis, La cronología del agua de Lidia Yuknavitch, Historia popular del levantamiento vampiro de Raymond A. VillarealPosturas políticas de Margaret Atwood o las Historias Extrañas de Rosa Mulholland, entre otras muchas. Porque aunque aquí hayamos tenido una loca cantidad de novedades eso no significa que vayan a dejar de salir más Pero con tanto como ha salido lo mejor es centrarnos en lo de esta semana, ir sacando el tiempo que se pueda y despedirnos, como siempre con un… ¡Nos leemos!


Dentro de todas esas historias de que si las nuevas plataformas de streaming esto, lo otro y lo de más allá resulta que también BET saca la suya. BET+ se llama. Sí, en serio. Y empieza con dos series, una de las cuales es esta comedia, Bigger (USA)

Es curioso como va evolucionando todo, resulta que Netflix ha pasado de las producciones alrededor de todo el mundo hasta llegar a la idea más razonable: hacer coproducciones. A partir de ahí llega Criminal (Cop.) que tienes versiones en UK, Alemania, Francia y España. Despliegue de medios delante y detrás de las cámaras. Podría haberme visto el piloto de cada uno, o haber tirado solo por el de UK, que tiene a David Tennant y Hayley Atwell. En Francia están Sara Giraudeau y Nathalie Baye. En Alemania Christian Berkel y Peter Kurth. Y en España… Emma Suárez, Eduard Fernández y, sobre todo, Carmen Machi. Cuatro países, tres capítulos por país… otro ejemplo de la britanización de las series. El resultado es algo desigual y deja una sensación de ser quizá en exceso teatral. Pero está bien ejecutado, aunque solo sea por todo lo que han acumulado. Para eso sirve tener tablas, para flotar.

En lugar de ser una adaptación de la película de Nicolas Cage resulta que The Family Man (O) (IN) es una serie india que mezcla el thriller con la comedia al contraponer el trabajo de agente especial del protagonista con su vida familiar, en la que tiene que mantener una fachada. Probablemente sea la más interesante de estas nuevas series de acción y policíaco que nos han llegado últimamente desde La India, y una agradable sorpresa en general. No sé yo si como para verse los capítulos del tirón pero, al menos, para ir dándole un tiento cada cuanto.

La otra novedad de BET+ es First Wives Club (USA), casi diría que es su gran apuesta si sospechara que están apostando algo. Como serie, bueno, va en línea con lo que suele presentar el canal. No me parece muy interesante, ni especialmente bien hecha, ni buscando avance alguno. Especialmente si lo comparamos con otras series del canal como la que -para mí- ha sido su gran novedad de este año, Games People Play, o ese mascarón del canal, Being Mary Jane. No digo que no pueda acabar llegando a esos niveles, pero no es lo que muestra aquí. Y, desde luego, su parecido con la película original es, en el mejor de los casos, tenue. Pero, en fin, ellos eligen. Quién sabe hasta dónde pueden llegar.

De los libros a la animación no parece una mala idea tampoco para las cosas de los chavales. De ahí sale, por ejemplo, este The Last Kids on Earth (USA), una historia de niños sin adultos, zombies y monstruos con un tono todo lo humorístico -o, cuando menos, bienhumorado- que puede que a mí no me dice demasiado pero que me parece puede ser un éxito entre los recién llegados a los dos dígitos. Y la adaptación gráfica me parece mejor de lo que esperaba encontrarme, que esa es otra. Si se sostuviera menos por los tópicos me parecería mejor, claro, pero esto es lo que hay.

La NBC ha decidido darle un poco de movimiento a su late más late -el de detrás de Seth Meyers– con A Little Late With Lilly Singh (USA), una cómica conocida sobre todo por sus youtubes que es todo un bienvenido cambio. No ya porque sea de origen indio o bisexual sino porque parece tener una idea de cómo debe de ser la mesa de guionistas más cercana a la de Meyers que a la de, digamos, otras cadenas. Ya veremos cómo funciona el experimento porque el horario es -obviamente- el peor posible, pero desde luego esta semana ha demostrado que tiene cosas que aportar, incluso cuando no le salen bien. Pero, claro, los lates son un asunto de rodaje.

Terminamos con un programa de sketchesTallBoyz (CA), que sigue con las buenas intenciones habituales de los canadienses. Luego ya, como siempre, el nivel puede variar un tanto, pero al menos se notan las ganas. Incluso aunque haya quizá cierta sensación de que algunas de estas cosas podrían haber sido hechas hace unas cuantas décadas sin mucho problema. Pero, en fin, de nuevo el rodaje y, quién sabe, quizá acabe saliendo algo interesante de todo esto. Cosas más raras se han visto.


Con The Capture (UK) los británicos han decidido meterse en las aguas de los vídeos falsos, poniéndolos de fondo de la enésima conspiración. El resultado final es correcto, eso se lo concedo. Pero habría tantas posibilidades que tirar por el camino más fácil (giros incluidos) es incluso peor que lo previsible que acaba resultando. Una lástima.

Estoy intentando entender este The I-land (USA). Ah, no la serie en sí. Eso es moderadamente sencillo. La necesidad de hacerla, digo. Porque esta idea de un grupo de extraños que despiertan en una isla con problemas de amnesia, sin entender qué pasa o cómo han llegado ahí, encontrando misterios y una organización que… en fin. Paradme si ya conocéis el chiste. Hay un momento en el que parece tan deliberadamente vago -tanto en lo indeterminado como, especialmente, en lo holgazán- que se podría pensar que hay un motivo concreto para ello. Si es así no se han molestado en avisar al espectador. Pero bueno, si lo que buscas es el misterio por el misterio sin esperanza alguna de que alguien tenga algo pensado ni, desde luego, que haya algún plan o cohesión en los personajes presentados -hay un asalto sexual en el piloto que es como para preguntarse en qué pensaba Netflix. Excepto porque ya sabemos cómo suele funcionar Netflix.- entonces está es la serie. Si acaso.

Pues esperaba yo con muchas ganas esta Marianne (O) (FR) pero resulta que es más de lo mismo. No es mala, menos mal, pero está muy lejos de ofrecer algo nuevo. No digamos ya algo cercano al New French Extremity. La parte buena es que lo que hace está ejecutado de manera convincente, no es en absoluto original y, desde luego, usa los trucos que todos sabemos que van a usar. Ni siquiera con especial pericia. Muchas veces los tiempos se dilatan sin necesidad, las ideas sorprendentes no lo son demasiado ni parecen muy planificadas, y siempre que pueden entre hace algo desasosegante se van por el grotesco más coprológico. A ratos parece que lo que han visto son las series de televisión italianas que intentaron capitalizar los giallos, pero en versiones lamentablemente más controladas, tanto en la lógica interna como en lo que mostrar en pantalla. Pero bueno, qué le vamos a hacer. Ya habrá más oportunidades.

Cuando Walmart compró Vudu no esperaba yo que su primera serie original fuera a ser la adaptación de Mr. Mom (USA), una película que olía a antiguo y cuyo éxito venía en buena parte de las buenas artes de Michael Keaton. Algo que esta versión no tiene. Como tampoco tiene en cuenta que la película original era de 1983. No ya porque las cosas hayan cambiado un poco, es que, además, El padre tiene ahora que ocuparse de la familia es una forma tan vaga de hacer una serie que es literalmente el tema detrás de Man with a Plan, la -inexplicablemente aún no cancelada- serie en antena de Matt LeBlanc en CBS. No solo no entiendo nada sino que, además, no entiendo nada.

Para los que no vieran en su día la noruega Valkyrien los ingleses de Sky nos traen ahora su propia versión, Temple (UK). La historia de un médico que, por una serie de motivos más o menos razonables, acaba operando una clínica ilegal. Por supuesto la versión inglesa complica algunas cosas y olvida otras. No necesariamente por ello, pero a la vez, la serie junta buenas ideas bien realizadas con… el resto de cosas. Qué le vamos a hacer, una vez más. Eso sí, al menos en esta ocasión tenemos a Mark Strong intentando a toda costa que funcione esta historia. Algo es.

Supongo que el motivo de que Unbelievable (USA) sea una serie en lugar de otro documental más es que.. No, en realidad no lo tengo muy claro. Bueno, en este formato serie puede fingirse más claramente que es una historia sencilla, con un número limitado de culpables y algunos héroes a los que vitorear. Espero que, por lo menos, tenga aquello de que la importancia de un relato puede llegar a ser más útil que una historia periodística, acercarse a más gente, ofrecer interpretaciones de gente como Toni Collette -maravillosa, como de costumbre- y, en fin, hacer que la apariencia de ficción no nos confunda. Y mejor esto que un telefilme de sobremesa. Supongo.

Al final lo mejor de la semana es esta Undone (USA), una serie peculiar tanto por lo que cuenta como por como lo cuenta. No tengo idea de manera segura de cómo debe de ser denominado el estilo de animación en concreto pero yo diría que es una versión de la rotoscopia. A partir de ahí una historia que comienza en un terreno muy cotidiano, fundamentalmente costumbrista, para dar un giro hacia dos cosas distintas pero complementarias, por un lado una investigación policíaca, por otro -y más importante- una obra fantástica que aprovecha a tope el hecho de estar animada para conseguir efectos especiales notables. Digamos que el uso de este estilo, más cercano al realismo, se usa de manera similar al de A Scanner Darkly pero demostrando una mayor inteligencia; por un lado nos fija los pies en la realidad para, a continuación, reventar esa supuesta cotidianidad realista al introducir los elementos fantásticos. Por supuesto esto no quita que la parte inicial -la parte más centrada en los personajes, sus historias y sentimientos- no siga, al contrario, se convierte en lo que da sentido al movimiento en los otros dos aspectos, sin él sería mucho más fácil seguir instalados en ese confort del que habla al principio del piloto. Veremos cómo continúa, de momento cuenta con mi atención.


Pues Tony Hale tiene una serie de animación en Netflix, se llama Archibald’s Next Big Thing (USA) y es… bueno… una serie de animación. No hay mucho destacable ni en trama ni casi en estilo -y eso que en estilo por lo menos lo intentan- así que espero que, por lo menos, Hale se lo haya pasado bien.

Es curioso este A Confession (UK) porque es un paso más en varios clásicos. El Basado en hechos reales, el True Crime, la historia de desapariciones de jóvenes… Pero aquí no toca un Docudrama sino una exploración de los hechos con Martin Freeman -estupendo, como siempre- en el centro pero no centrándolo en él tanto como en las víctimas. Así que sí, es una buena creación. Aunque no sé si necesitará de un cierto interés por aquello de ‘lo real’.

Creo que a estas alturas está bastante claro que Jeselnik es el que me parece más avanzado de los cómicos de la Insult Comedy, el humor negro y todas esas cosas. Así que la llegada de Good Talk with Anthony Jeselnik (USA) me parece una buena noticia. Porque le da Jeselnik a posibilidad de hablar con gente con la que se lleva bien (cómicos en su mayoría) y de hacer sus cosas de reírse de la gente. Sin entrar en que, por supuesto, se nota que Jeselnik preferiría estar haciendo otra cosa pero esto es dinero, que es uno de sus motores para la acidez. Es una creación menor, sí, pero si te interesa el cómico y los humoristas contemporáneos te interesará seguro.

En la BBC están sacando comedias de situación y todas esas cosas, así ha salido Scarborough (UK), una cosita flojita pero con cierto encanto por aquello de contar la historia de dos personas que rompieron y ahora, cinco años después, van a volver a intentarlo. Supongo que si lo que interesa es la parte más… emotiva… puede valer.

Sacha Baron Cohen tiene serie nueva en Netflix, se llama The Spy (USA) y es una de esas creaciones que deberían llevar el sello ministerial de quien haya tenido a bien pagarlo. Un artefacto plomizo, en parte por la repetición, en parte porque nadie parece estar muy por la labor, en la otra porque parece que buscan una seriedad que les de más importancia. En cualquier caso, la parte buena de que esto sea un petardo es que al menos poca gente iba a enterarse de su existencia en cualquier caso.

Resumiendo, Wu-Tang: An American Saga (USA) es una suerte de ¿biopic? sobre la creación del grupo. Con lo esperable, por supuesto. Así que, para fanes del grupo y esas cosas.