¡Pilotos Deathmatch! Are You Afraid of the Dark?, Nancy Drew y más

Para mi alegría ha regresado Are You Afraid of the Dark? (USA) aunque sea en… bueno… en forma de chapa. O algo así. Una miniserie de tres capítulos. La britanización de conceptos televisivos usacas está siendo maravillosa. En cualquier caso, esta nueva reinterpretación resulta de lo más curiosa, porque se centra tanto en los chavales de El Club de la Media Noche como en las historias que cuentan. Más aún, en la interrelación entre lo que se Presenta para la aprobación del club y lo que se vive en la narración externa. So meta todo. Así que yo contento aunque, entre nosotros, hubiera preferido más narración y menos interrelación.

He de decir que lo último que esperaba decir de Batwoman (USA) es lo único que puedo decir: Es atroz. Atroz a un nivel que hace que series de hace veinte años como Black Scorpion parezca más centrada. Si me hubieran pedido que adivinara sin contexto hubiera supuesto que era una serie de principios de los dosmiles de SyFy. Algo hecho por gente sin una idea o un rumbo, desastres como el último intento de adaptar Flash Gordon, por ejemplo. El resultado está tan lejos de cualquier serie de superhéroes que la CW haya presentado en toda su historia que resulta increíble que salga en ese mismo canal. Resumiendo sus principales defectos: la producción es pobre, el reparto lamentable, la trama principal es casi tan mala como la trama secundaria pero quizá no tan espantosa, hay rastros de bifobia y una poco comprensible utilización de la ciudad de Gotham que hace que Gotham en comparación parezca The Animated Series. Cuando lo que piensas al ver una serie es Podían haber tomado nota de cómo lo resolvían en The Cape es que alguien no ha estado muy atento a su trabajo. No diré que esperara una revelación como Black Lightning, pero no llega ni a mediocre, por debajo incluso de la serie de acción real de Blade.

A-well-aThe Birch (USA) is the word. Ahora que parece que la gente empieza a saber que Amazon tiene series se nota que es el momento para Facebook. Sí, Facebook sigue sacando series a ver si cuela. La última esta historia de ¿terror? ¿fantástico? ¿jardinería? en la que un espíritu de los bosques -algo así- es convocado por una joven para protegerla. O algo así. Es un poco lo de siempre pero, bueno, a estas alturas casi podríamos llegar a considerar que el que no sea peor ya es algo de lo que alegrarse. Al menos si no logran hacer series podrán hacer telefilmes.

Quizá no sea más que encantadora pero Gabby Duran & The Unsittables (USA), que huele a adaptación de serie de libros juveniles desde aquí, resulta sencilla pero efectiva. Una muchacha acaba de cuidadora de distintos niños extraterrestres y, a partir de ahí y con unos FXs de baratillo, se compone una comedia agradable y sin muchas ganas de buscarse problemas en ningún campo. El tipo de creación que los chavales a de ahora recordarán en década y media si no con gusto al menos con afecto.

Es curiosa esta Nancy Drew (USA), porque estaba más que convencido de que sería un espanto y -quedando bastante lejos de la leyenda- es aceptable. Por supuesto hicieron una mezcla de la adaptación de Riverdale a la vez que una reinterpretación con la actualidad. Todos los personajes principales están con un giro mientras que la desaparición de otros y la aparición de unos nuevos pueden comprenderse como un equilibrio. Lo único que no entiendo es la creación de un misterio largo como en Pretty Little Liars, en lugar de crear un arco narrativo sostenido por diferentes misterios cortos. Pero bueno, las gallinas que entran por las que salen. Aunque la serie parezca a medio cocinar al menos hay ideas interesantes en ella, así que seguiré viéndola y esperando que acabe de definirse más allá de la los golpes de efecto.

Las cosas con Tartakovsky es que nunca sale uno por dónde va a salir, en el caso de Primal (USA) el resultado es una serie más o menos muda que funciona si eres lo suficientemente fan del autor, más que si vas buscando una buena historia. Porque por todo lo bueno que tiene la animación y todo ese lado artístico se pierde en lo poco original y bastante moroso de la proeza. Poco más podemos decir, me temo.

Es curioso esto de la ITV, la serie Zomboat! (UK) resulta un acercamiento curio a aquello de los zombies en circunstancias diferentes y, por supuesto, a las dinámicas de trabajo y movimientos. Por supuesto la forma de jugar con ello es más un punto de partida que una historia completa. Pero ahí estamos.


Deja un comentario