¡Pilotos Deathmatch!

Esto de las adaptaciones novelizadas de hechos reales es una cosa muy inglesa, lógico que sea la manera de empezar el año, en el caso de Anne (UK) tenemos una otra mirada al asunto conocido como La Tragedia de Hillsborough que hace referencia a los jóvenes muertos durante un partido entre dos equipos de fútbol de UK, uno de los cuales -el Liverpool- había estado metida en una de estas antes, así que ahora tocaba la lucha de los padres para que se hiciera justicia. Y aquí estábamos. con casi cien víctimas, sus familiar y todo eso que quizá recordéis del telefilm de los noventa con Eccleston. Mucho interés en este tipo de dramas reales me parece a mí que hace falta pero, en fin, maneras de empezar un año.

Qué tiempos aquellos en los que una serie se llamaba La Doctora de la Mafia no fuera a ser que no lo pillaras. Bien es cierto que el título original de The Cleaning Lady (USA)… quiero decir, la serie a la que adapta es La Chica Que Limpia así que bueno. Lo de dentro es un poco lo de siempre, crimen organizado y una mujer entre dos mundos por motivos especiales y blablabla (aunque debo decir que para localizarla en Estados Unidos hacen tantas trampas que me extraña que no se señale que parte de los problemas de la protagonista vienen de ahí) y poco más que rascar, la verdad.

Estrena Apple TV El Deafo (USA), o Supersorda que es como se llamó el cómic aquí, ofreciéndonos una mirada a la intersección entre ese cómic infantil que tan bien está funcionando y la animación más o menos independiente (es decir, obviamente). El resultado está bien, y quizá de no haber conocido el cómic en el que se basa me hubiera parecido mejor aún; porque lo cierto es que es una anomalía en las series de animación infantil tanto por estilo como por temas. Así que bienvenida sea.

Otra adaptación de hechos reales por parte de los ingleses. Y eso que acabamos de empezar el año. Esta vez Four Lives (UK) nos trae a un asesino en serie de homosexuales centrándose en la lucha de los familiares (especialmente de una de las madres, que hoy parece esto el primer domingo de mayo) de las víctimas para que lo consideraran algo más que muertes accidentales. Todo ello con Sheridan SmithStephen Merchant intentando con muy poco éxito darle más empaque a lo que podría haber sido un telefilme de sobremesa y aún huele como tal.

Parece que no teníamos suficientes dramas médicos y aquí está uno con relación padre/hija en su centro. En Good Sam (USA) tenemos una historia en la que lo poco creíble lucha con lo poco convincente para que en realidad te de igual todo.

Agradable esta The PM’s Daughter (AU), serie juvenil de política con algo de misterio centrada en la hija de la presidenta y lo poco deseable que es la posición. Con algo más de fondo de lo que una comedia suele ofrecer pero, por supuesto, intentando tampoco ser demasiado Ala Oeste sino, más bien, una intriga moderadamente agradable y no demasiado creíble. Pues bueno, pues vale.

No sé quién es el público objetivo de este Rebelde (O) (MX), una de esas series que se benefician de los subtítulos para entender a sus actores. Porque si buscan una serie de música no es mucho lo que van a encontrar, si es de adolescentes… a lo mejor tendrían que estas menos cerca de la treintena, y si es algo de misterio… mejor que busquen en cualquier otro lado porque lo cierto es que la trama es casi tan ridícula como el casting. Que yo entiendo que decidir hacer una continuación de legado con intención de panamericano es una decisión que se ha tomado. Pero es casi imposible no ver un solo plano reconociendo qué serie lo ha hecho antes… y mejor. No es solo una oportunidad perdida -que también- sino un ejemplo de lo que podríamos llamar la netflixación de los formatos. Recordemos que tanto la original argentina como el formato mexicano que aquí se adapta superaban los 300 capítulos. Mucho me sorprendería si esto llegara a los 50.

En cuanto a comedia inglesa, comenzamos el año con Screw (UK). Excepto que no es una comedia claro. O no exactamente. Pero llamarlo drama de prisiones me parece excesivo. En realidad casi podríamos hablar de una obra de trabajo solo que el trabajo es una prisión. Y dentro lo que han hecho es cocer lentamente un montón de elementos aunque sean los trabajadores de la prisión los principales personajes de la misma. Se nota que el creador ha tenido algún tipo de contacto porque es capaz de explicar y ver así como mostrar el ecosistema. Los que están porque es un trabajo, los que creen que pueden cambiarlo, los problemas de dinero, cómo afecta todo esto a los reclusos. Lo hace, de nuevo para su elogio, de una manera distinta -por supuesto- de la que series como Orange is the new black o Prisioner / Wentworth tenían. Y, por supuesto, establecen líneas argumentales con más o menos misterio para poder ir picando al espectador y haciendo avanzar la serie. Así que bien, a ver si coge un poco más de rodaje, porque potencial demuestra.

No se me ocurre una manera de definir a Son of a Critch (CA) que no comience diciendo lo canadiense que es. De manera idiosincrática, incluso. Imagino que el protagonista es bien conocido por su labor como cómico y que estas memorias son… pues eso. Memorias. Lo cierto es que todo parece más antiguo de lo que supongo que debería ser precisamente porque es como lo vivió su personaje central. Y aunque han buscado algunos giros para que no quede tan antigua lo que acaba quedando es lo que uno podría imaginar de partida, una de esas series nostálgicas de humor.

Hay que tener muchos redaños para ponerle a tu serie The Tourist (AU) como aquel espantajo de película. Pero una vez estamos allí nos encontramos con un inicio El diablo sobre ruedas que da paso al clásico Amnesia + El pasado acecha. Un irlandés perdido en mitad de Australia, que es como decir En mitad de la nada pero con extra de Nada y de Cosas que te pueden matar. Pues bueno. Algo de relleno

No sé qué estúpida idea me había metido en la cabeza que las series precuela con versiones infantiles de los protagonistas que se hacían para un público igualmente infantil eran cosa del pasado. Pero aquí está We Baby Bears (USA) para demostrar mi error. Con historias incluso más sencillas y concentradas de lo habitual en ellos y una excusa para ir cambiándolas que parece sacado de cuando este tipo de exploits eran lo habitual y no lo extraño.

Es curioso cómo hay cosas que son exactamente lo que en nuestra cabeza esperábamos que fueran. En el momento de pararte a pensar sobre lo que habría que decir de Women of the Movement (USA) sabes que vas a transmitir la idea concreta de lo que se va a encontrar la gente. Una miniserie ‘de calidad’ (es decir, con dinero para los gastos de producción) sobre un tema ‘sensible’. En este caso, la lucha de una madre para que se haga justicia con su hijo. Sí, es la tercera vez que hablo de ‘la lucha de una madre para que se haga justicia con su hijo’  hoy y estamos en la primera semana del año. Hemos tenido empresas deportivas tirando balones fuera -con perdón-, a la policía mirando a otro lado mientras mataban no-heterosexuales y ahora, bueno, racismo institucional incluyendo un juicio vergonzoso y vergonzante según el cuál matar a un joven de color fue legal -hay cosas en USA que jamás cambian-. Por supuesto la historia sirve para hablar también del movimiento por los derechos civiles y muchos otros ‘Temas Importantes’. Así que os podéis hacer a la idea cómo va el asunto. Porque es exactamente eso lo que váis a encontraros.


Deja un comentario