More from: Televisión

¡Libros que Llegan! Enríquez, “Desaparición en la Roca del Diablo”, Pym y más

Tal y como decía la semana pasada, ha sido acabarse la Feria de Madrid y que a las editoriales les entrara el gusanillo de publicar. Es curioso cómo hemos pasado de una situación hace no tanto tiempo en el que era durante la Feria cuando las editoriales presentaban sus novedades para el verano a la situación actual de intentar que en la Feria funcione lo publicado la para Feria y luego ya seguir avanzando cosas. Pero, bueno, lo importante es que han salido novedades más que interesantes y que nos pondremos a ellas en cuanto diga…

¡Que salga la pila!

La hermana menor de Mariana Enríquez, ed. Anagrama

Que estupenda esta biografía. Un repaso a la figura de Silvina Ocampo, la menor de las Ocampo, una figura central en las letras argentinas que, sin embargo, ha parecido encontrarse siempre en relación a otras, empezando, claro, por su propia hermana. Por suerte la gran Mariana Enríquez ha escrito esta obra, no muy extensa pero sí muy susanciosa, para recorrer su historia, entrar en las luces y sombras e intentar reivindicar su figura literaria más allá de su figura física. Comprar.

Un poco menos que ángeles de Barbara Pym, ed. Gatopardo

¡Otra novedad de Barbara Pym! Doblete de amor y comedia en la que la segunda está mezclada con la primera y ambas con una descripción de la vida universitaria que demuestra las muchas maneras que hay de abordar las novelas de campus y, sobre todo, a sus pobladores. Comprar.

Desaparición en la Roca del Diablo de Paul Tremblay, ed. Nocturna

 

Que Tremblay es un gran autor de terror ya lo demostró en Una cabeza llena de fantasmas, ahora lo que viene es a rematar con este libro, demostrando que su mezcla de misterio y terror, su capacidad para crear personajes cotidianos y para que sea precisamente lo más terrible no lo que tiene más apriencia sobrenatural sino las pequeñas tragedias asociadas, sea lo que acabe reinando. Y, con ello, un nuevo autor de terror al que poder disfrutar en español. Comprar.

Más trabajo para el enterrador de Margery Allingham, ed. Impedimenta

Parece que el buen tiempo ha hecho aflorar el policiaco del pasado, de ahí que tengamos ya una nueva entrega de las tribulaciones de Albert Campion, de nuevo con todo el humor y saber hacer de esa Reina del Crimen que fue Margery Allingham. Quede con esto más que recomendado para todos los que quieran pasar un estupendo rato con uno de esos clasiquísimos Mysteries tan británicos. Comprar.

La rapsodia de la Gata Holmes de Jiro Akagawa, ed. Quaterni

Hablando de continuaciones, ¡ya ha llegado la tercera de la Gata Holmes! Esta vez la peluda detective, su incompetete amo y la siempre perspicaz hermana de este se las ven con una amenaza en una concentración de músicos. Con el tono ligero que caracteriza a la serie y esa brillante manera de enlazar hechos cotidianos, procedimental y misterio a la japonesa, siempre es una buena noticia. Comprar.

Y de Yesterday de Sue Grafton, ed. Tusquets

¡Una letra más del alfabeto! Se supone, sí, que la última. No seré yo el que de por hecho que la famosa Z is for Zero no acabe biendo la luz aún con enmiendas de algún otro escritor, pero de momento esto es lo que hay y, por eso mismo, debemos aprovechar el momento para disfrutar todo lo que Grafton y su Milhone nos han dado durante todos estos años. Comprar.

Azul de Prusia de Philip Kerr, ed. RBA

Seguimos con género negro y con creadores desaparecidos que dejan testimonios póstumos. Aquí ya sabemos que kla próxima (y última) novela de Bernie Gunther aparecerá. Pero eso no quita para que esta obra, a caballo entre el inicio de la Segunda Guerra Mundial y  ese mediado de los ’50 que en tantas cosas parecían comunicarse, es un elemento importante en la historia de este investigador alemán que intenta hacer lo correcto en los momentos más oscuros de su país. Comprar.

Normal de Warren Ellis, ed. Alianza

Sí, es ESE Warren Ellis. Otra de sus novelas. Una en la que nos habla del futuro, de sus posibilidades para verlo venir, de cómo tratarlos y, sobre todo, de lo que ocurre cuando querer desvelas un misterio va dando lugar a otros. De todo eso sale este breve thriller que combina elementos de misterio con un muy particular acercamiento a las distopías que podrían llegar. Comprar.

Philip Trent y el caso Trent de E.C. Bentley, ed. Siruela

Tras el éxito de la primera parecía inevitable que acabara saliendo esta segunda obra. Bien es cierto que en comparación con el proceso original (que vió aparecer la novela tras más de dos décadas de la primera y gracias a que el escritor experto en vinos H. Warner Allen.colaboró con Bentley en la que sería -esta vez sí- la última novela del detective) tampoco nos ha llevado tantoy al final parece que lo importante es lograr recuperar cierto de ese encanto de la original. Comprar.

Los eduardianos de Vita Sackville-West, ed. Tusquets

¡Otra recuperación que nos alegra! Aunque la autora es más conocida por Toda pasión apagada y por su propia vida, no podemos despreciar esta historia de privilegio e hipocresía en la que la perspectiva de romper con la sociedad se presenta no sólo como algo deseable sino,a demás, como algo complicado. Una de esas obras que reflejan tanto una época como una situación perfectamente extrapolable a otros momentos de la existencia. Comprar.

Misericordia Auxiliar de Ann Leckie, ed. Ediciones B

¡Concluye la trilogía! En este año de ver rematadas trilogías de SciFi toca esta vez la exitosa de Leckie que promete tanto seguir mostrándonos la problemática de los pronombres como la demsotración de lo colectivo dentro de la ficción científica. Comprar.

Las cárceles que elegimos de Doris Lessing, ed. Lumen

Hasta ahora para leer este libro de ensayos publicado a finales de los ’80, Prisons We Choose to Live Inside, teníamos que recurrir a la edición mexicana de Fondo de Cultura Económica Las cárceles elegidas.Así que ahora llega, por fin, en edición con traducción española, dispuesta para que los lectores de ahora podamos adentrarnos en los pensamientos que entonces la autora tenía. Parecía complicado, pero poco a poco se van rellenando las obras de la Premio Nobel. Comprar.

Stop-Time de Frank Conroy, ed. Libros del Asteroide

Con poco más de treinta años Conroy publicaría esta suerte de memorias noveladas que incluían una importante manera literaria de tratar esa historia propia, desde las zambullidas en la mente hasta las distintas maneras de expresar y expresartse, toda una obra capaz de aunar interés en lo que contaba con alegría pro lo que estaba experimentando y que llevó a su autor a… no escribir durante una buena época. Pasó a trabajar en sectores… digamos menos notorios de la literatura,  como el Iowa Writers’ Workshop, animando a escritores más jóvenes y buscando la manera de realizar creaciones menos tradicionales. Al final esta obra sería su mayor legado y, además, un ejemplo de todo lo que iría enseñando a tantas generaciones de creadores después. Comprar.

Sevilla y la casita de las pirañas de Nazario, ed. Anagrama

Otro que sigue contando su historia es Nazario, estamos ya aquí en el segundo volumen de sus memorias por si alguien quiere seguir conociendo su versión de lo sucedido. Comprar.

Soft Power: Heroínas y muñecas en la cultura mediática de Asunción Bernárdez Rodal, ed. Fundamentos

La publicación de estudios que en otros casos irían más hacia el ámbito acedémico es algo de lo que debemos alegrarnos. O, al menos, algo de lo que yo me alegro. Si hace tres años se presentaba de esta misma autora Mujeres en Medio(s) ahora nos toca el análisis de esas figuras que nos venden una historia de las mujeres y su comportamiento, esa mezcla de subtexto y propaganda que algunos parecen no haber notado aún que existe. Así que al menos con esta obra tendremos la perspectiva académica del asunto. Comprar.

Historia crítica de la Literatura Infantil y Juvenil en la España actual (1939-2015) de Jaime García Padrino, ed. Marcial Pons

Hasta el momento las publicaciones de Jaime García Padrino sobre la literatura infantil y juvenil en España solían estar dentro del espectro académico asociado a la Universidad de Castilla – La Mancha con títulso como Así pasaron muchos años… (En torno a la literatura infantil española), o su colaboración en diferentes publicaciones sobre el tema. Posiblemente su obra más generalista sobre el tema sería la publicada por la Fundación Germán Sánchez Ruipérez Libros y literatura para niños en la España contemporánea a principios de los ’90.  Así que podemos considerar este enorme volumen -en todos los sentidos, como se suele decir- una mejora y expansión. Por hacerlo dentro del catálogo de Marcial Pons y por lo que tiene de creación indispensable para hablar del tema, incluso cuando haya lugar para la disensión. Tanto el repaso, extenso, como su contenido, intenso, hace de este uno de esos volúmenes que parece mentira que hasta ahora no hayamos tenido. Comprar.

Muhammad Ali de Sybille Titeux de la Croix y Amazing Améziane, ed. Flow Press Media

De nuevo uno de esos cómics en gran formato contando una historia a la altura del mismo, en este caso la biografía de Ali. Para que luego se hable de hacer ediciones a juego con su contenido. Comprar.

El monstruo de las profundidades de Pedro Mañas y Luján Fernández, ed. SM

Sexto número de la colección, que se note que esto está funcionando a todo trapo. Comprar.

Lise Meitner de Mónica Rodríguez y África Fanlo, ed. Vegueta

¡Otro de los libros de Vegueta sobre figuras clave de la ciencia! Una de esas colecciones pensadas para ir enseñando a los más pequeños las historias de grandes genios y que, en esta ocasión, se centre en la física Lise Meitner. Puede parecer una inicitiva menos centrada en los niños que en los educadores, pero no creo que esto sea algo necesariamente malo. Comprar.

Y hasta aquí hemos llegado, una semana más. No diré que la última por una temporada porque, a ojo, creo que tendremos algo de movimiento hasta por lo menos principios de julio, pero mucho me temo que a partir de aquí va a ser todo la pedrea de lo que no ha llegado a tiempo. En cualquier caso, llega el nuevo Dicker, la recuperación del Juncal de Jaime de Armiñán, y alguna sorpresa esperable más… Pero eso será, de nuevo, la semana que viene. Mientras tanto, una vez más, centrémonos en lo que ya tenemos por aquí y, hasta la próxima ocasión, como siempre… ¡Nos leemos!


Los premios: El Sark de Oro Tv 2017

Hecho el repaso del año vamos a hablar un poco más de las dos series que han merecido los premios opinión de quien esto escribe. Así que lo que toca ahora es… ¡la explicación de todos los años!

Como cada año he de señalar que el criterio para el premio es tan sencillo o complicado como el mío propio. De entre todas las series nuevas que veo -es decir, que no me quedo solo en el piloto sino que continúo con ellas hasta su final de temporada o, como poco, su hiato de media temporada- elijo aquellas que más me han gustado. Como veis el único miembro del jurado con el que me tengo que poner de acuerdo soy yo. De modo que paso a indicar cuales son estos ganadores de tan simbólico galardón y cuáles han sido los motivos. (Y, por si alguien se lo pregunta, aquí están las listas de Sark de Plata y Oro Tv pasados. Desde que comenzó ElReceptor allá por 2009 en Libro de Notas hemos tenido Sark de Plata y Sark de Oro. Por orden de aparición los Sark de Plata han ido para: Misfits, Justified, Revenge, Bullet in the Face, Sleepy Hollow, Jane the Virgin, Agent Carter y Atlanta.  Siguiendo ese mismo orden, los de Oro han recaído en: Better off Ted, Louie, SPY, Moone Boy, The Americans, Inside Nº.9, UnREAL y American Crime Story: The People v. O. J.. ¡Mucho más organizadito ahora!)

Tras esta debida precaución vamos a ello. Venga el redoble.

Sark de Plata Tv para…

Strong Woman Do Bong-soon

En un año con tanta variedad y posibilidades dentro de la comedia, como decía en el repaso, y con un par de series interesantes en drama o en animación -ya, ya sé que no es un género- sin embargo lo que ha conquistado el segundo puesto y mi corazón es más muestra de cómo están llegando de manera regular y accesible series no anglo-europeas gracias a los portales de streaming. Strong Woman Do Bong-soon -aunque sea como ejemplo no de ella misma sino de las múltiples series coreanas que hemos podido ver, ahora sí, por lo legal- nos muestra, además, los parecidos y diferencias con los modelos cercanos. Por un lado tienen muy poco problema en mezclar narrativas y tirar por donde les da la gana, organizando muchas veces escenas en las que en lugar de diálogos vagos se nos muestran cosas. Cosas que no nos han contextualizado aún y que tardaremos un tiempo en comprender. Por el otro, la duración. Capítulos de una hora o un poco más. Sí, la duración es -generalmente- excesiva, no, no es algo que solo ocurra en España. Pero lo que tiene, sobre todo, es mucho humor y desparpajo, mucha capacidad para liar y desliar tramas, una idea central: Una mujer -y aquí ya hay que hacer un OJO porque pese a la edad la serie tiene muy claro que es Woman, no se apoya en ella para justificar un Girl– con superfuerza, una serie de extrañas amenazas a su alrededor, una familia peculiar y una mezcla de trabajo y colaboración con la policía que es tan diferente que la serie parece terminar dos capítulos antes de su final. En resumen, una de las series más divertidas y originales del año. Un auténtico placer esta oportunidad de decir que no solo ha sido algo distinto, también ha sido algo interesante.

Sark de Oro Tv para…

Claws

Pero mi serie del año está mucho mucho más clara. Tan clara que hace un par de meses me llamaron la atención por estar comparando muchas otras novedades con esta. Se había convertido de manera inadvertida en la serie con la que medía los esfuerzos por mezclar lo lógico y lo caótico, por meter giros que son puro locurón, por mezclar diferentes sabores de género negro sin que venga mucho al caso, por promover una idea de sororidad fuerte pero falible, por lograr que la inclusión de diversidades múltiples parezca hasta sencillo y, en general, por haber logrado crear una serie que es su propio ecosistema y en el que uno puede encontrarse desde ese alucinante funeral del segundo capítulo -claro candidato a cualquier momento del año que se me ocurra- hasta el ejercicio interpretativo de Carrie Preston de lograr que comerse una cupcake lentamente sea amenazante. Porque, esa es otra, vaya reparto han logrado reunir aquí: Niecy Nash, Carrie Preston, Jenn Luon, Judy Reyes y Karrueche Tran están superiores. Jack Kesy, Dean Norris y Evan Daigle están magníficos. Jason Antoon y Harold Perrineau logran sacar adelante papeles un poco más estereotipados. Las apariciones ocasionales de Andrea Sooch, Jane Adams o Dale Dickey son titánicas. Y si, en general, la serie es una completa locura en la que son capaces de meter incluso números musicales – en serio, hay hasta un número musical acuático con Don’t leave me this way de Thelma Houston–  y que logra salir con bien de todo ello. Hay que aprovechar esos momentos en los que alguien decide hacer una serie con todo lo que nos gusta porque nunca sabes ni lo que durará ni si decidirán hacerle cambios. De momento lo que sí puedo decir es que esta es, muy claramente, mi serie favorita de este año. Y que no puedo esperar a que vuelva cuanto antes, a ver qué nuevas chifladuras se les han ocurrido.

Y, un año más, esto es todo. Ponemos el contador a cero, empiezo a apuntar cosas para los Pilotos Deathmatch y ya veremos dentro de un año con qué nos encontramos.


Repaso televisivo a 2017: El Sark de Oro Tv

No fue el peor de los años. No fue el mejor de los años. Pero ha sido un año. Como pasa con los libros, este año el repaso a las novedades va a ser más sencillo gracias a que a los Pilotos Deathmatch One Shot para ir llevando al día las anotaciones y que luego se me escapen menos programas.

Gracias a estos repasos y a la posibilidad de verlo como un todo general hemos podido observar cosas en globalidad. Podríamos decir que fue el año en el que Netflix recuperó el Mystery Science Theatre 3000, para no ofrecerlo luego a todo el mundo. Pero las recuperaciones han sido una de las constantes. Cómo  casi siempre. Hemos tenido casi más suerte con los regresos -especialmente los británicos. Más Inside Nº 9 (con un magnífico capítulo karaoke), No Offence o el final de Broadchurch– pero también con el desastre que han resultado los viajes temporales como tema central de series generalistas. La única renovación fue un ejemplo  de ese ¡Las divertidas aventuras de la NBC!, más ocupada en dejar que Greenblatt haga de las suyas, como ese regreso de Will & Grace que se ha convertido en un éxito. Claro que tampoco es que las series de superhéroes hayan ido a mucho mejor, que les pregunten a los Inhumanos. Esperemos que el giro hacia el ejército que han dado este año acabe con fortuna similar. Porque luego las grandes cadenas se preguntan qué es  lo que les ha podido estar fallando. Y no  acaban de verlo claro. 

Regresos hemos tenido en forma digital para la CBS con The Good Fight y Star Trek: Discovery. Nuevas versiones de viejas series. (Lo de Star Trek con el añadido de que la FOX con The Orville y un capítulo de Black Mirror en su nueva temporada han intentado recapturar su interés.) Eso cuando no estaban intentando recapturar contextos como Riverdale ha hecho con Archie. O darle nuevas temporadas, algo que en 2017 sólo ha funcionado con Twin Peaks. Y porque Lynch es Lynch y ya sabes lo que te puedes esperar.
Un año que nos ha traído una nueva versión también de The Great British Bake Off que ha quedado de lo más descafeinado. Menos mal que los británicos nos han traído también a los Armchair Detectives. Pero ese es otro tema. Porque, por concluir ese repaso de lo que ya teníamos, hemos tenido la mala suerte de ver el final -quien sabe por cuánto tiempo- del Review estadounidense. Y la buena de la marcha -esperemos que por mucho tiempo- de Moffat de Doctor Who.
Aunque si tuviera que quedarme con un regreso sería el de Ducktales. Con mucha más decisión de ofrecernos variedad y de usar las propias referencias a la historia de pagos y a la cultura popular.
También brillante ha sido la revisión de Norman Lear de One Day at a Time, capaz de ofrecer algo muy distinto y, a la vez de meter nuevos problemas y preocupaciones. Además, claro, de traernos de vuelta a Rita Moreno, que siempre es de agradecer.
Pero acerquemos más a las novedades con aquellas que eran adaptaciones más o menos fieles. Strike ha sido la adaptación de dos buenas novelas detectivescas en ese formato tan británico de las miniseries con capítulos con duración de películas. Philip K. Dick’s Electric Dreams ha hecho lo propio con varios relatos de anticipación. Aunque posiblemente el mejor en este campo haya sido Legión, que a partir del personaje de los cómics de Marvel supo montar una historia razonablemente original. Claro que eso fue antes de que Disney comprara FOX, pero no dudo que les dejarán hacer en próximas temporadas.
Y hablando de esta compra, también FX y FXX de van para ellos. Habrá que ver cómo se lo toma Ryan Murphy, que ha tenido una temporada movida y muy política en su American Horror Story, pero que, sobre todo, ha conseguido otro de los grandes éxitos de la temporada. Esa adaptación del hecho real basado en la rivalidad, vamos: Feud. Una obra de actrices que muestran el buen hacer del productor.
Aunque si de dos autores tuviéramos que hablar sería sin duda de Margaret Atwood y Stephen King. La primera ha hecho un gran impacto con The Handmaid’s Tales. Y repetir con buen éxito con la coproducción Alias Grace. En cuanto a King, ha tenido de todo este año. Igual que en cine. Ha visto adaptaciones espantosas como The Mist y aceptables como Mr. Mercedes, aunque cierto es que ninguna de ellas, ni tampoco 1922, ni Gerald’s Game, han logrado replicar el éxito cinematográfico de It. Pero parece que tendremos adaptaciones suyas para una temporada.
Por suerte también hemos tenido novedades interesantes. En un año con series agradables sin más como Imposters, series que parecían que darían para más como  Harlots o locurones que poco más aportan como Blood Drive, ha habido espacio para unas pocas series notables.
Además denlas premiadas, a las que ya llegaremos, ha sido un año el el que la comedia nos ha ofrecido la brillante e incómoda I’m Sorry. También Trial & Error, parodia del true crime y los juicios que no debería funcionar pero lo hace. La comedia amable política de The Mayor. El excepcional locurón de Blazing Transfer Students Reborn y, sobre todo, el buen hacer de The Marvelous Mrs Maisel.
La nueva serie de Amy Sherman-Palladino no solo ha sido la única serie nueva del año de la subsección vidas históricas de cómicos que ha funcionado. También lo ha hecho logrando a la vez ser amable y reivindicativa y centrarse en la comedia como tema pero también en los personajes.

Así que ya está bien de dar vueltas y hablar de unos y otros y vamos a por aquello a por lo que venís. Digamos ya aquello de: Los ganadores de los Sark de Oro TV 2017 son…


Los Trailers de los ‘Upfronts’ 2017

Repetiré el blablabla del año pasado:

Si ya es locura suficiente juzgar una serie por su piloto, como si los problemas que pudiera tener, digamos, de exceso de metraje o falta de ritmo del mismo no los pudieran arreglar, espero, en próximos capítulos imaginad lo que es opinar a partir de trailers.

Eso sigue valiendo. Por suerte sí ha habido cambios. En vista de la cantidad de cancelaciones vía no te estreno o lo hago en agosto de los últimos años, más la decisión de no cancelar una serie si se puede evitar que ha llevado a la locura total este año en el que no había confirmación oficial de cancelación hasta casi los mismos upfronts y no se retiró una serie de emisión hasta el 24 de febrero con Doubt y la primera cancelación extraoficial vía no encargar la otra mitad prevista de temporada fue para Conviction el 8 de noviembre. Pese a que algunas series como Notorius tenían la marca del Hombre Muerto Andando pintada por todas partes.

Este año, por suerte, solo una cadena se ha vuelto loca. Y no puedo decir que sin cierta razón ante el desgaste y mal funcionamiento de sus series. ABC ha encargado 12 series nuevas que, sospecho, luego no sabrán estrenar a tiempo. Ya les ha costado este año y sólo tenían 9 series nuevas… (4 comedias y 5 dramas)  de los que acabaron cancelados 6 (2C&4D) Bien es cierto que casi sorprende más que The CW tenga 4 series nuevas (¡tenían solo 5 pilotos encargados! ¿cómo se sentirá el del rechazado?) frente a las 3 del año pasado… de las que cancelaron 2 así que a saber y lo mismo.  Pero, como decía, casi sorprende más eso que el que el resto hayan tenido por una vez la sensatez de cortarse y recortarse. Aparentemente, porque la CBS presenta 8, los mismos que el año pasado (3C&5D) que acabaron con 4 cancelaciones (1C&3D). Pero lo importante es eso, que FOX ha pasado a pedir 6 series tras las 11 (3C&8D) del año pasado que acabaron con 7 cancelaciones (2C&5D) y que la NBC ha pasado a 8 tras ese loco año pasado de 12 series (5C&7D) -sin contar las 2 de la Playground Comedy Iniciative de la que nunca más supimos- que acabaron con 5 cancelaciones (1C&4D) ya oficiales más otras 2 (1C&1D) estrenadas en verano y aún sin noticias pero no pintando bien precisamente para su continuidad. Y eso sin contar con el anuncio de cancelación y posterior retractación de Timeless ¡Las divertidas aventuras de la NBC!– pero es de suponer que el haber encontrado This Is Us les compensará todo lo demás.

Como vemos, hay 38 frente a las 44 del año pasado así que por lo menos será algo más tranquilo. Habrá que ver cómo evolucionan las de este año. De momento ya Y eso incluye echarle un ojo a los trailers de las series que están a punto de empezar y que… en fin, como todos los años. Así que venga. Este año separados por orden comedia o drama y orden alfabético.

CBS

La estabilidad del dinosaurio, siempre aparentemente muerto pero siempre ahí, hace que las entradas y salidas de la CBS parezcan inmutables. A ratos es hasta complicado distinguir las novedades de un año de las del siguiente, aunque luego de alguna no haya imágenes como pasa con Instinct, lo nuevo de Alan Cummings -que ni con él por medio logra que su drama/policíaco parezca menos Serie CBS, ¡si sólo nos dicen que está basada en un libro de James Patterson QUE AÚN NO SE HA PUBLICADO!!!- y aunque no estén teniendo precisamente buena suerte con sus comedias tampoco es que parezca importarles demasiado. Y de unas cosas llegan las otras.4C&4D. Es decir.

Comedia

9JKL

9JKL – trailer from krsk on Vimeo.

No sé a vosotros pero a mi me da la sensación de que han intentado recuperar la idea de Todo el mundo quiere a Raymond cambiando a Raymond por su hermano y haciéndole poco menos que alguien salido de Dos hombres y medio. No sé si es el mejor de los puntos de partida o la mejor forma de usar a los actores. Pero lo que sí que tengo claro es que poner a la madre como principal antagonista y mantener su humor en variaciones sobre lo desagradable (?) que es que te recuerde que te dio a luz demuestra que es… bueno… una comedia de la CBS.

By the Book

BTB 2018 Trailer from tvpromos2017 on Vimeo.

Puf. Nos enseñan poco y no me extraña. La premisa parece la clásica para dar sermón o para demostrar lo políticamente incorrectos que son. Es decir: poco y reforzando lo establecido. de nuevo algunos buenos actores perdidos en un aparente mar de mediocridad. Pero aquí sí que voy a tener que esperar al piloto porque está claro que no han querido contar lo que querían hacer.

Me, Myself & I

Me, Myself & I – trailer from krsk on Vimeo.

Esta tiene una idea clara, lo que no sé es cómo van a lograr que funcione mínimamente. Sí, ya, líneas temporales distintas de una misma persona con un tono familiar, taaaaan 2016. Pero la cosa es no ya lo difícil que resulta creer que Bobby Moynihan acabe creciendo hasta convertirse en John Larroquette. Literalmente creciendo, ¿cuántos más alto es el segundo que el primero? Sí, Jack Dylan Grazer puede echarse a perder hasta ser Moynihan, ¿pero Larroquette? En fin, lo mismo logran que las historias separadas tengan su gracia -aunque es difícil que logren atarlas mucho teniendo que respetar tres continuidades- y desde luego hay actores buenos en la serie. Pero creo que lo más importante que puedo decir a su favor es… ¡Ha sacado a Bobby Moynihan del SNL! Algo es algo.

Young Sheldon

Supongo que la serie dependerá de Iain Armitage pero le veo pocas posibilidades a una serie cuyo desarrollo ya sabemos en qué acabará. Y cuyo pasado se ha ido contando de aquella manera. En la que, además, en lugar de ser como estamos acostumbrados a ver es… ¿vulnerable? En fin, yo qué sé. Parece una decisión sencilla condenada al fracaso.

Drama
SEAL Team

Seal Team Trailer from Eva Zálešáková on Vimeo.

Yo no sé si David Boreanaz escoge las series o pasa al revés, pero lo vierto es que no ha dejado de trabajar desde Buffy pese a que cada vez parezca menos adecuado para los papeles que elige. Eso sí, esta serie va perfecta con su trumpismo y con el auge de series de valores militares que tenemos este año. Con un par de personajes de minorías para que no les digan que lo que están haciendo es exactamente lo que están haciendo y, desde luego, sin entrar a discutir ningún tema fuera de AMERICA FIRST. Si fueran capaces de verlo desde fuera se darían cuenta de que están solo a un par de exageraciones de pasar de ser los G.I.Joes bajos de forma a parodiar las películas de acción de la Época Reagan. Qué le vamos a hacer si se lo toman en serio.
S.W.A.T.

La adaptación de la película de la serie. O algo así. Parece que es la gran apuesta de al cadena para este otoño, y es casi lo que podríais imaginar. Tiene un aspecto solo ligeramente mejor -oh, vaya, hemos disparado a un joven de color, qué inesperado- pero al menos muestra un cierto potencial para convertirse en el nuevo.. ahm… ¿Hawaii 5-0? Ojalá sea mejor pero hasta que vea el piloto lo dudo mogollón.

Wisdom of the Crowd

WISDOM OF THE CROWD – First Look from Blackboard Creative on Vimeo.

Si los Emojis han tenido película no veo por qué Yahoo Answers iba a quedarse detrás. La loca idea detrás de esto, desarrollado por alguien que no debió darse cuenta de la enorme hostia que APB se ha llevado en la temporada pasada, es que si pones foros a resolver asesinatos van a ayudar en lugar de matarse entre ellos.Y luego dicen que no hay confianza en la raza humana. En realidad podría ser una distopía, porque colocar a resolver asesinatos vía crowfinding al equivalente de craiglist y reddit para kickstartear la verdad -creo que podría pasarme haciendo esto toda la noche- suena más a repartir antorchas que a algo útil. Y más con un millonario tecnológico de por medio. Ay, pobre Jeremy Piven, acabar haciendo esto él que siempre ha sido tan… mercurial.

NBC

El que les entienda que les compre. Greenblatt sigue haciendo sus cosas sin tener muy claro cómo va a organizarse. Pero bueno, él y sus cosas y mientras La Voz funcione y This is us tire, su puesto estará fijo pese a que sea imposible recordar muchos más éxitos. Más aún ahora que ha cancelado una serie con Chicago en el título. A Champions no le toca trailer -aunque sí una sinopsis que nos presenta lo peor de ‘dejan un niño a alguien que no lo esperaba’ con la tendencia ‘intentamos recuperar Dos Hombres y Medio‘- . Por lo demás, 3C&5D y la sensación de que quizá este año acaben cancelándolos todos. Nah, en realidad sospecho que 1C y 1D mantendrán para salvar la cara.

Comedia

A.P. Bio

 

Bueno… Seth Meyers tiene gracia y Lorne Michaels tiene… ahm… tablas… y Glenn Howerton y Patton Oswalt son buenos actores cómicos y… Yo qué sé. Parece otra de esas historias de profesor desastroso -últimamente parece que hay una por temporada- a medio camino entre ser un poco más rupturista -vamos, repetir el inesperado éxito de The Mick– y la enésima variación de School of Rock. En fin, habrá que ver cómo lo hilan en el piloto.

 

Will & Grace


Greenblatt y sus cosas, dentro de su cruzada para que Debra Messing siempre tenga una serie en emisión ha decidido traer de vuelta una serie que ya en aquel momento no estaba teniendo tanto éxito. Pero, eh, ha logrado convencerse a si mismo y, sobre todo, a sus jefes. ¡Gracias por todo, This is us!

Drama

The Brave

Por supuesto cuando toca hacer Drama la idea sigue siendo ¿Qué programaría la CBS?, así que aquí tenemos otra de esas series militares -el tema del año, qué le vamos a hacer- de la que debo decir que me ha logrado sorprender lo aburrida que parecía. Y mira que a estas alturas uno tiene tragaderas, pero más allá de poner muy grande que hay gente que estuvo relacionada con Homeland no se me ocurre un motivo razonable para verme el piloto tras ver este trailer. Menos mal que lo de ver pilotos no lo hago por motivos razonables.

Good Girls

Olvidaos del trailer, no porque prefiramos no saber de dónde ha salido sino porque a Kathleen Rose Perkins ya se la han quitado de en medio. Christina Hendricks tomará su lugar, así que ya veremos si la buena química entre las tres actrices principales se mantiene. Por lo demás, al menos esta serie parece algo distinto. Aunque no sé yo si tiene mucho de credibilidad. No por lo realista, que va, Claws es mucho menos realista, ROB! la vendiga, pero sí es creíble. Aquí parece que han intentado pasar una serie inglesa a los parámetros estadounidenses y suena algo hueca. pero, en fin, entre que al menos no es más de lo mismo y que tendremos que esperar a ver el nuevo piloto al menos alguna esperanza queda para ella.

Law & Order True Crime: The Menendez Murders

Llegar tarde y mal -sí, lo sé, la peluca, como si fuera de The Americans o peor- a las tendencias es otro rasgo distintivo de la NBC. Pero, mira, al menos no es Ley y Orden: Chicago. Todo lo demás tiene poca defensa.

Reverie

Tras tres temporadas de Stitchers uno pensaría que nadie sería tan tonto como para intentar vender esta idea de ‘realidad virtual’ y ‘recuerdos’ y ‘problemas a solucionar’ como algo revolucionario, pero aquí estamos. Con la poca posibilidad de que tenga algo más de medios y, por tanto, logre estar más cerca de su equivalente cinematográfico: La Celda. O, dada la CBSización del canal, su versión más pedestres; Inception. Total, que ya veremos cuando esté el piloto y si somos capaces de pasar de ahí.

Rise

Como GLEE! pero como Degrassi pero protagonizada por el peor personaje de HIMYM pero… En fin, pobre Rosie Pérez, metida en mitad de algo que ya veo a los (más) críticos llamando Intensitos: La Serie de TV.

ABC

Si alguien descubre a qué está jugando la ABC que me avise. Tienen el regreso de American Idol, que les va a comer buena parte de noche televisiva, más el resto de sus realities de competición. Y aún y con eso han encargado series como para construir un nuevo canal. Y, pese a eso, solo una de sus 12 series, sí, 12 (4C&8D) no ha tenido trailer. Porque, bueno, por no tener no tiene ni título, solo se la conoce como Untitled Grey’s Anatomy Firefighter Spin-Off así que al menos sabemos de lo que va a ir, pero no tenemos aún ni idea de si habrá bomberos sin camisa sosteniendo cachorritos o con quién está saliendo ahora Lady Gaga. En cualquier caso… ¡no tienen espacio para todas las series! Salvo que cuenten las de pocos episodios solo como media y que consideren que de las veintipico no van a durar muchas. Pero, en fin, al menos podemos echarle un ojo a los trailers.

Comedia

Alex, Inc.


Esta serie parece hecha por gente que no ve la televisión ni sale a al calle, así que presupondré que es una de las favoritas de los ejecutivos. Zach Braff, ese actor tan querido *cof*, decide dejar su empleo para montar una empresa de podcast (?) así que busca apoyo en un ¿laboratorio de star-ups? que un rico inversionista lleva (?) mientras compatibiliza esto con no hacer ni caso a su familia (?) o a sus amigos y compañeros (?). A su favor puedo decir que… ahm… creo que pocas veces se puede decir eso de Encapsula el zeitgeist tanto como esta. Concretamente encapsula lo que los ejecutivos televisivos creen que está pasando.

The Mayor

De manera inesperada este trailer me ha gustado, apunta a un gran piloto aunque ya veremos luego cómo lo siguen en la serie. Pero la idea vieja de un candidato inesperado acaba debido a inesperadas vueltas de la vida ganando un puesto político para el que no está preparado parece haber encontrado a gente que sabe aquello de que si no puedes hacerlo original tienes que hacerlo excelente. Y con eso y unos cuantos actores que saben lo que es la comedia presentan la historia y me crean la esperanza de que al menos estos sepan lo que están haciendo. A ver si luego es verdad y no se han limitado a crear un magnífico trailer a partir del material salvable de todo el capítulo.

Roseanne

Hacer un trailer en el que no muestres ni una sola imagen actual da mucha sensación de seguridad, sí. No digamos ya que todos los actores tengan ya una carrera suficientemente consolidada como para esperar que esto pueda durar demasiado. Pero, en fin, lo mismo así a Roseanne Barr se le pasa el delirio TRUMP!ita, o algo.  De momento ha desactivado su cuenta de tuiter, que siempre es otro motivo de tranquilidad ante una serie nueva.

Splitting Up Together

¿Qué necesidad? Pero bueno, comedia doméstica -un decir- sobre un matrimonio que decide tomarse un tiempo y así se separan y blablabla pero en realidad siguen más o menos juntos blablabla porque cada uno de ellos son un cliché y blalablablabla. No, en serio, ¿esto tienen realmente intención de estrenarlo o es de esas cosas que dejan por si acaso y luego estrenan en junio o así?

Drama

The Crossing

Pues aún hay gente tirando de Lost, quién nos lo iba a decir. En este caso parece algún tipo de miniserie con mucha continuidad en la trama -vamos, que os podéis olvidar del of the week–  que va de inmigrantes ilegales estadounidenses llegando desde el futuro. La última vez que hicieron algo así por lo menos había dinosaurios. De CGI cutre, pero dinosaurios. En fin, habrá que ver el piloto pero suena a relleno.

Deception

A partir de la sinopsis reconozco que esperaba otra cosa. O que esperaba algo mejor porque las series de magos resolviendo crímenes siempre me ha gustado. Pero esto apunta más a un Castle con mago que a un intento de hacer mystery. Bueno, tampoco me quejaré mucho si mantienen a Vinnie Jones de regular. Supongo que estos son los policíacos que nos toca tener ahora.

For the People

Ah, mira, Jóvenes Abogados otra vez. Bueno, no parece tener nada especial a su favor. pero tampoco en su contra. Habrá que esperar a su estreno, a ver si con 40 minutos nos da motivos para verla. Estaría bien volver a los tiempos de L.A. Law y el resto de cosas de David E. Kelley ahora que Kelley lleva un lustro haciendo cualquier otra cosa. Paul William Davies viene de Scandal así que a ver qué se le ocurre.

The Good Doctor

El empeño de la ABC por vendernos esta serie, su apuesta de la temporada, es de esas cosas difíciles de creer. A ver, ya sabes que Freddie Highmore es buen actor, le vimos en Bates Motel -aunque Vera Farmiga lo era aún más, claro- y nadie va a dudar de David Shore, al fin y al cabo supo convertir el drama médico en policíaco con House. Así que ahora haya decidido que el drama médico puede ser como el policíaco poniendo a un cirujano con autismo funcional a resolver los casos es… supongo que inevitable. Ahora, no sé cómo van a lograr que veamos más allá del piloto, la verdad. Salvo, quizá, por Richard Schiff.

The Gospel of Kevin

Como al ABC está intentado tirar a todos los blancos esta temporada -excepto al militar, a saber, pero menos mal- aquí tenemos una especie de comedia y drama religiosa que suena a la mezcla de Autopista hacia el cielo, Joan de Arcadia y Tocados por un Ángel que no puedo creer que nadie esperara. Pero podría ser peor, al menos no resuelve asesinatos.

Marvel’s Inhumans

Pobre Iwan Rheon, en vaya series se mete. El loco empeño de Ike Perlmutter de que Los Inhumanos tuvieran adaptación acaba llegando a la televisión, Jeph LOEB! mediante. El trailer no presagia nada bueno. Excepto que habrá merchandising masivo de Mandíbulas. Eso está bien, sí.

Ten Days in the Valley

Por lo menos Kyra Sedgwick tiene la oportunidad de una de esas series a la inglesa pero americanizada que la cadena lleva un par de años intentando que le funcionen, muy serializadas y confiando en el tirón de los actores antes que en la forma de presentarla. Por supuesto en este caso deciden meterle un giro meta, que siempre queda bien. No sé cómo acabará siendo el piloto ni si la emitirán entera -¡o cuándo!- pero al menos parece pasable.

FOX

Por lo menos estos tienen claro que les da igual todo. Poquitas series -muy bien ahí- pese a lo cual algunas no tienen ni trailer -Sí, 911,sí, va por ti… ¡Mira que dejar sin trailer a la de Ryan Murphy con Angela Bassett y Peter Krause!- así que al final salen 6 (2C&4D) que, además de ser la mitad de las de la ABC, demuestra que han decidido cambiar su manera de encargar series.  Menos mal.

Comedia

Ghosted

No tiene mala pinta el trailer teniendo en cuenta que el humor no parece precisamente muy moderno -¡hay una rutina con bofetadas!- ni hay demasiada química entre sus protagonistas. Supongo que será otro caso en el que el piloto entero demuestra hasta qué punto han logrado colárnosla con el trailer. A ver en qué queda esto que parece una mezcla de Ghost Ghirls y Men in Black, me conformo con que sea mejor que Deadbeat.

LA to Vegas

Creo que la comedia que más sostiene su elenco de todos los pilotos que he visto es esta. Dylan McDermott está magnífico haciendo de imbécil -que es un papel muy agradecido, también hay que decirlo- y el resto del reparto, especialmente Amir Talai, no le desmerecen en absoluto. Así que me ha dejado con ganas de ver el piloto y luego de comprobar si saldrá más Wings o más Vacaciones en el mar, claro.

Drama

The Gifted

Supongo que estaría mal decir que esto es como Los Protegidos pero así como con más desgana. ¿Mejor aquella de No Ordinary Family? Tanto da. Está claro que FOX quiere diferenciar su universo superheróico de la tele del de las películas pero no sé yo si merece la pena hacerlo intentando además aprovechar el nombre del universo. Pero, en fin, el trailer es poco prometedor pero lo mismo luego el piloto se arregla. Qué sé yo.

The Orville

Supongo que estaría mal decirlo pero este sí que sí que es Pluton BRB-Nero. Estoy por decir que hasta Seth MacFarlane parece andar anímicamente por ahí. Porque esto no parece una comedia sino, si acaso, una versión con toques cómicos pero demasiada convencida de su propia seriedad. Vamos, que no es tampoco Galaxy Quest y, desde luego, queda lejos de Star Trek. De nuevo, porque me veo todos los pilotos que si no este trailer me hubiera quitado cualquier interés por esta serie.

The Resident

Más series de médicos, solo que aquí meten una trama de encubrimiento de un ¿crimen? ¿negligencia? y una extraña relación que incluye una sensación diabólica que no creo que lleven mucho más allá. En fin, más pinta de un telefilme de Lifetime que de una serie, pero ya veremos lo que sale de este piloto. Y sale Emily VanCamp.

The CW

No sé yo lo que le queda a Pedowitz al frente del canal, y me da mucha lástima porque lo que ha logrado y lo que ha propuesto pero, sobre todo, lo que ha apoyado me parece que ha traído una identidad y una calidad a esos programas más que notables. Pero ya esta última campaña las novedades pasadas había poco que rascar y este año estamos sin duda ante el menos cercano a ese estilo de la cadena de los últimos años. En cualquier caso estos 5 Dramas -recordemos, The CW solo emite dos horas cinco días a la semana, y ninguna comedia-son el intento de este año de reconducir la cadena y tratar de atraer espectadores y alejarse de esa idea de series juveniles femeninas y superhéroes, a veces a al vez. Una lástima.

Drama

Black Lightning

En principio este año no tocaba más series superheróicas para el canal. Pero FOX pasó de ella y los vínculos con DC/Warner hicieron que acabara aquí. Al menos eso significa un protagonista afroamericano -poco a poco acabarán logrando dar diversidad-. porque visto el trailer da la sensación de que es más seria de lo que suele ser en esta cadena. De nuevo, habrá que esperar al piloto.

Dynasty

¿Qué sentido tiene usar un nombre que los espectadores jóvenes no recuerdan -la original se emitió entre 1981 y 1989- y de la que pasas? Frente a la Krystal de Linda Evans en los ’80 que era el personaje amable, recién llegado a un mundo -y una familia- de lobos aquí parece una mezcla que de cara para fuera es esa pero para dentro es más Alexis, la enormísima creación de Joan Collins que acabó siendo el más recordado de la serie pese a no haber aparecido hasta el primer episodio de la segunda temporada. Aquí no hay -no se ven- personajes positivos, ni hay tampoco actrices tan capaces e impactantes como Collins –  y en este trailer tampoco parece que el reparto haya tenido el acierto de, digamos, Revenge– así que no soy capaz de entender nada de esta loca idea.

Life Sentence

Uf. Parece que no entendieron nada de No Tomorrow el año pasado, porque este han hecho una serie que viene a ser lo mismo a la vez que es justo el contrario. Este año la enferma sobrevive y ahí descubre que su vida de los últimos años no solo ha sido una gran mentira sino que, además, ha sido una carga para aquellos que la querían, causando unas olas tremendas entre todos ellos. A continuación un montón de asuntos de mucho sufrir. Conseguir que el drama sea la supervivencia da una idea de tragedia diferente en teoría pero que, al final, acabe dando la sensación de que es más de lo mismo, vuelto del revés como un calcetín.

Valor

Sí, ellos también tienen serie de militares. Esto llega a todas partes. Por lo menos aquí parece que quieren hablar con puntos de vista femeninos, aunque luego incluyan thriller militar, secretos y todas esas cosas que a saber. No soy yo el que considere que hacer lo que parece un Homeland a medio gas vaya a ser interesante pero, en fin, confiemos en que es culpa del trailer. O algo.

Pues ya está. Esos son todos los trailers -y series- que este año teníamos, menos que el pasado pero siguen pareciendo mucho. No sé si en DelSofáALaCocina harán este año sus #MemeUpfronts pero  desde luego para apostar quién renovará y quién será cancelado -además de para ir apuntando nombres- seguro que sí que ha servido este repaso.

 


La de las Listas

Dado que mi entretenimiento este verano está siendo hacer listas de películas -nada excesivamente largo, por supuesto, solo 20 ó 30 de ellas- parece razonable para no perderme o perder lo ya hecho -no digamos ya para que el resto pueda encontrarlas también con facilidad- colocar una entrada que sirva como señal y muestra.para tenerlo más o menos controlado. Que luego no creo que suceda, pero mira. Algo es algo.

Así que vamos con ello y esperemos que me acuerde de ir actualizándolo con las nuevas.

Ya, yo tampoco.

01. La que lo desató todo: ‘Obscure Slashers‘.

02. Esta tiene incluso enlace en el blog: The Old, Dark House Lista.

03. La del ‘Cyber-Terror‘: Programas que enloquecen en computadores y roboces.

04. La de los ‘Muñecos Asesinos’: ¡En todas sus variedades!

05. No todo va a ser terror: ¡Una de supes -olvidados o desconocidos- USAcas!

06. La locura del conteo: ¡Las más Extensas Sagas de Películas de Terror!

07. Una fácil de explicar: ¡Mis ‘Slashers’ Favoritos Asterisco!

08. Aprovechando un gran libro sobre el tema: ¡Los mejores telefilmes que aparecen en él!

09. Voy a ser muy claro: ¡DON’T!

10. No todos los supes son de USA: ¡Superhéroes del mundo!

11. Repaso a un país: Italia Fantástica y Terrorífica.

12. Una lista no-oficial: Los ‘exploits’ de Batman.

13.  Terminamos aquí mismo: Un vistazo al terror (y suspense) de España-

Y se acabó, al menos por este espacio vacacional. Que uno nunca puede llegar a descartar volver a hacer estas cosas pero ya sé yo cómo ando de tiempo luego. De momento podemos cerrar con esta la colección de maratones que os he presentado este verano. Ya habrá más, si hay suerte. Con deciros que no he llegado a recomendar más que un par o tres de krimmis.


¡Pilotos Deathmatch! Anne, Nobodies y Shots Fired

Semana corta en novedades -que tras la semana pasada casi mejor- que aún así ha logrado sorprenderme porque, por ejemplo, ¿quién iba a pensar que los canadienses iban a seguir haciendo versiones de sus clásicos? Pero aquí estamos, con una nueva Anne (CA). De as tejas verdes, por supuesto. Y… bueno… eso. Poca novedad en casi cualquier aspecto, en cuanto a la aproximación clásica… supongo que si te gusta está bien. Pero es que a mí esto poco.

En cuanto a Nobodies (USA)… supongo que intentarlo es algo. Y que lograr que aparezcan un rato cómico conocidos… más o menos… y mencionar mucho a McCarthy. Pero poco más hacen, no ya por diferencias sus personajes sino por lograr que consideremos que merecen la pena. El resultado es una serie en la que nadie parece estar muy interesado, dentro y fuera de la pantalla.


Por si esto no fuera suficientemente deprimente resulta que la FOX ha estrenado una serie nueva, que se llama Shots fired (USA) y que va sobre un caso de policía asesinando a un civil desarmado. Por supuesto ellos son así de modo que el policía es negro, la víctima es blanca y los cojones colganderos. Al margen de este más que ridículo punto de partida hay mucho baile alrededor de conceptos más que sobados y más interés por parte de la serie en hablar de la vida del policía que por intentar simpatizar en nada. Creería que es una parodia si fueran capaces de tener humor.


 


Los premios: El Sark de Oro Tv 2016

Hecho el repaso del año vamos a hablar un poco más de las dos series que han merecido los premios opinión de quien esto escribe. Así que lo que toca ahora es… ¡la explicación de todos los años!

Como cada año he de señalar que el criterio para el premio es tan sencillo o complicado como el mío propio. De entre todas las series nuevas que veo -es decir, que no me quedo solo en el piloto sino que continúo con ellas hasta su final de temporada o, como poco, su hiato de media temporada- elijo aquellas que más me han gustado. Como veis el único miembro del jurado con el que me tengo que poner de acuerdo soy yo. De modo que paso a indicar cuales son estos ganadores de tan simbólico galardón y cuáles han sido los motivos. (Y un año tengo que poner las listas de Sark de Plata y Oro Tv pasados) (¡Este mismo: Desde que comenzó ElReceptor allá por 2009 en Libro de Notas hemos tenido Sark de Plata y Sark de Oro. Por orden de aparición los Sark de Plata han ido para: Misfits, Justified, Revenge, Bullet in the Face, Sleepy Hollow, Jane the Virgin y Agent Carter.  Siguiendo ese mismo orden, los de Oro han recaído en: Better off Ted, Louie, SPY, Moone Boy, The Americans, Inside Nº.9 y UnREAL. ¡Mucho más organizadito ahora!)

Tras esta debida precaución vamos a ello. Venga el redoble.

Sark de Plata Tv para…

Atlanta

De entre las novedades de este año creo que puedo decir con tranquilidad que esta Atlanta es la menos puedo explicar. Supongo que es comedia pero su carga dramática es enorme. O al revés. Solo que su humor no es ni habitual ni sencillo. Casi no parece ni que esté buscando tanto el humor como la extrañeza. Una sensación que se usa en ocasiones para realizar un comentario político o social, otras simplemente como si quisiera ver la cara de tontos que se nos queda. Y, sin embargo… En una serie en la que no te puedes fiar ni de los anuncios esa irrealidad acaba siendo precisamente lo más valioso. Atlanta podría haber sido muchas cosas, al final ha acabado siendo Atlanta.

Sark de Oro Tv para…

American Crime Story: The People v. O. J.

Quizá sea un poco injusto para Ryan Murphy que haya sido esta última serie suya la que mayor aclamación esté logrando. Entre otras cosas porque responde a la famosa pregunta, ¿qué podría ser de Ryan Murphy si fuera capaz de contenerse un poco? Y precisamente lo último que Murphy significa es contención. Sin mencionar que eso mismo se podría haber dicho de The New Normal y todos sabemos cómo acabó aquello. Pero para los que venimos siguiéndole desde Popular, de locura en locura o de Nip/Tuck a Glee y de allí a American Horror Story y Scream Queens, Murphy se había convertido en un sinónimo de caos inesperable tal que pocos anuncios produjeron más sorpresa que el de que se iba a centrar en una historia real. Parecía el clásico anuncio de prestigio para ganar premios. Pero, claro, en todo hay clases. Murphy (y Scott Alexander y Larry Karaszewski, no nos olvidemos de ellos) ha sabido centrarse en hacerlo lo mejor posible sin salirse de la realidad. Quizá porque la obra en sí, que va funcionando en tensión creciente y que ha logrado sorprender incluso a los que recordamos todo el circo -no digamos ya a los que no lo hicieron, no lo recuerdan o nunca lo supieron- por la forma en la que ha articulado la narración y, de hecho, ha usado la misma para establecer su importancia pop. El caso fue muy popular, sí, pero también tuvo una de las persecuciones más seguidas -y locas, claro, una persecución lenta- de la televisión. Su existencia sirvió a los medios para establecer los superjuicios, establecer las noticias durante 24 horas, cimentar la mezcla de información y entretenimiento en el que un personaje popular de un lado podría salir en el otro. Todo aquello de lo que se hablaba ya en Chicago y que se multiplicaba hasta la locura. A partir de ahí un reparto excepcional en el que -para mi eterna sorpresa- destaca por encima de todos Sarah Paulson, una habitual de la troupe de Murphy que hace aquí el que podría ser el papel de su vida. Y no es solo ella, Courtney B. Vance está inconmensurable, Sterling K. Brown enorme, Nathan Lane brillante, John Travolta y David Schwimmer no lo hacen mal y Cuba Gooding Jr. logra ser patético sin estorbar demasiado. De modo que al final la historia interna, ya conocida, y la historia de esa realidad falsa creada a aprtir de ella y que sería una manera de reenfocar los realities -algo en común con la magnífica Roanoke que ha sido este año el AHS de Murphy y, quizá, la versión incluso más pasada de esta mirada a lo qeu la televisión decide que es la realidad y por qué no te puedes fiar nunca, ni de los teasers–  permitiendo un discurso completo que ha durado casi todo el año y que ha terminado estableciendo lo que podríamos considerar el perfecto resumen del año: A veces la realidad es la mejor de las ficciones.

 

Y, un año más, esto es todo. Ponemos el contador a cero, empiezo a apuntar cosas para los Pilotos Deathmatch y ya veremos dentro de un año con qué nos encontramos.


Repaso televisivo a 2016: El Sark de Oro Tv

Que año más loco. En general y en concreto. Como pasa con los libros, este año el repaso a las novedades va a ser más sencillo gracias a que a los Pilotos Deathmatch One Shot para ir llevando al día las anotaciones y que luego se me escapen menos programas.

Gracias a estos repasos y a la posibilidad de verlo como un todo general hemos podido observar el éxito en cantidad -aunque aún está por ver alguna en calidad- de las series de viajes temporales. Quizá este año tengan más suerte pero de momento parece que lo más cercano a una serie de viajes en el tiempo competente sea la de Flash. De modo que al final acaba siendo más interesante otra de las tendencias, la de las series en las que los jóvenes afroamericanos hablan de sus cosas. Sus inseguridades, sus necesidades y sus retos. Algo que pudimos encontrar en Insecure o Loosely Exactliy Nicole además de en una de las joyas del año de la que ya hablaremos en breve.

Y es que ha sido un año curioso para la comedia. Con creaciones dentro de lo familiar pero que funcionaban como un tiro. Tanto la inglesa Love, Nina como la canadiense de origen coreano Kim’s Convenience o como la estadounidense Speechless han demostrado que sigue habiendo hueco para redescubrir y expandir las comedias familiares. La última con una gran actuación de comedia física de un actor con parálisis cerebral. Aunque no es el único punto de ataque de la comedia este año. También inglesa, Fleabag ha sido capaz e ofrecer un retrato generacional, juvenil y, esta vez, blanco.

Dos coas más que comentar aún entre las comedias. Por un lado que en el Late se van afianzando las cosas. Samantha Bee ha sabio aprovechar el momento y situarse, aunque el verdadero ganador -cuanto menos moral- de estas últimas elecciones USA ha sido Seth Meyers, que lleva camino de convertir su programa en el próximo Daily Show.

Por el otro, la TBS ha intentado reinventarse. Cierto es que Angie Tribeca no le ha salido muy bien y que no se ha prestado demasiada atención a The Detour, pero creo que con People of Earth han logrado una gran serie, humana y alocada a la vez. Lo que no sé es si ahora lograrán que alguien la vea. Al fin y al cabo en la FX, ahora FXX, lleva 11 temporadas ya It’s Always Sunny in Philadelphia ofreciendo alguno de los mejores capítulos cómicos del año en cada ocasión y aún no parece que haya calado.

En lo que sí se parecen comedias y dramas es en los problemas que han tenido este año muchas series en su segunda temporada. Vale, es cierto que a Supergirl le ha venido de perlas el paso de la carca CBS a la moderna The CW, que Ash vs Evil Dead ha sabido subir de nivel o que American Crime ha sido estupenda. Pero por cada una de estas, que llevan a que se aprueben cosas como Stan Against Evil, nos encontramos con los problemas de segundas temporadas de UnREAL, Agent Carter, Crazy Ex-Girlfriend, Scream Queens o Mr. Robot. O con la extraña mezcla de Documentary NOW!, capaz de mezclar uno e los mejores episodios del año –Juan sueña con arroz y pollo, una pequeña maravilla de sentimiento y comida como solo puede encontrarse este año en el episodio del  Menú Degustación de Please Like Me– con otros algo menos acertados.

Pero, claro, ¿qué es estar acertado? Cierto es que The Americans y Halt and Catch Fire han tenido unas temporadas estupendas pero echando un ojo… ha habido un poco de todo.

Por ejemplo, ha habido bastante movimiento en la parte del terror. Sí, hemos tenido una gran temporada de American Horror Story. Pero fuera de eso… uf. Crazyhead cumple, El Exorcista está, The Living and the dead es una curiosidad. Dead of Summer consigue remontar a partir de la mita de temporada gracias al locurón. American Gothic y Braindead solo ellos saben dónde entrarían. De Lucifer para qué hablar. De Stranger Things mejor no me tiréis de la lengua. Y hemos tenido algunos tordos notables. Channel Zero destroza cualquier posible buen punto de partida en lo que está convirtiéndose en toda una característica del trabajo de Max Landis (No hay más que ver lo que le hace a Dirk Gently) aunque eso es aún poco que decir comparándolo con los espantos de Slasher y Damien. Parece mentira todas las novedades que han salido de terror -con deciros que aún podrá señalar más- para que luego no tenga nada especialmente bueno que decir de ellas.

El otro tema de interés del año ha sido la HBO. En general ha funcionado de manera irregular, Juego de Tronos les sigue dando audiencia y la carne con patatas de Westworld parece haber gustado, incluso hay gente hablando bien de esa adaptación que es The Night Of. Pero eso solo ha servido para que la cosa no parezca un completo desastre, solo un trabajo pendiente de mayor desarrollo. Podría haber sido peor. Y mejor. Pero ha sido.

Más aún pensando en los adioses de este año: Person of Interest, Galavant, The Good Wife, Banshee, Rectify… y más que se irán en 2017 -pero ya hablaremos de ello-. Algunas de nuestras favoritas han ido acabando y no sé yo si hemos tenido la sensación de que estén llegando reemplazos. Las cosas se están moviendo, no recuerdo jamás una época en la que no se hubiera cancelado oficialmente ninguna de las series estrenadas por las networks en su temporada de otoño al llegar el cambio de año. Pero aquí estamos, con unas cuantas series que esperan solo a que alguien salga a rematar el hachazo (Infamous o Conviction, por poner dos zombies)  pero sin ninguna muerte declarada. En fin, supongo que irán apareciendo reemplazos, pero con todas las series que se están emitiendo ya podrían darse prisa.

Menos mal que cuando aparecen son tan estupendas como Sweet/ Vicious, de la que ya he hablado, pero que aprovecho de nuevo para recomendaros por su mezcla de vigilantismo y realidad que hace que los golpes sean dolorosos a varios niveles.

Así que ya está bien de dar vueltas y hablar de unos y otros y vamos a por aquello a por lo que venís. Digamos ya aquello de: Los ganadores de los Sark de Oro TV 2016 son…