¡Libros que Llegan! Harvey, «Lo salvaje», Moshfegh y más

Una semana más seguimos por aquí. Estoy sorprendido yo mismo. Pero bueno, lo importante es que han salido libros interesantes y todas esas cosas que digo siempre. Y hablando de cosas que digo siempre:

¡Que entre la pila!

Lo Salvaje de Julia Elliott, ed. Horror Vacui

Más allá del gótico sureño, estos once relatos de Julia Elliott que aquí se presentan muestran muchos mundos y estilos del fantástico, con una distancia que le permite introducir cierta pátina de humor tanto como subvertir las expectativas. Una gran carta de presentación para su editorial. Comprar

El misterioso señor Badman de William Fryer Harvey, ed. Siruela

Hay libros que son para morir. O para matar. Como esta extraña historia sobre un libro perseguido por muy diversos y sospechosos personajes que al asomar por una librería de segunda mano apila cadáveres a su paso. Y es que la mezcla de misterio y bibliofilia ha existido desde hace mucho dando grandes tardes de entretenimiento como las que proporciona este clásico. Comprar

La muerte en sus manos de Ottessa Moshfegh, ed, Alfaguara

Moshfegh lleva un par de años siendo un nombre del que se va hablando cada vez más, Mi año de descanso y relajación fue uno de los éxitos de 2020 pese a que fuera publicada en 2019. Así que ahora tenemos una obra nueva y vuelve a tener ese humor particular suyo, esta vez con un fondo de misterio. Porque si alguien que acaba de llegar nuevo a un sitio descubre una nota sobre un cadáver -que no está ahí- afirmando su inocencia tiene al menos tres problemas entre manos y a ninguna persona conocida a la que recurrir. Peor aún, puede sentir la tentación de reflexionar sobre su propio pasado. Y todo ello se moverá, como le gusta a la autora, entre lo banal y lo siniestro. Comprar

El invencible de Stanislaw Lem, ed. Impedimenta

Nueva recuperación de una obra de Lem, esta vez con una obra sobre la discusión ética y ecológica de una nave de supervivientes y otra de guerra, las organizaciones posibles y lo que nos hace humanos, todo tiene su espacio en esta obra. Comprar

La vida en juego editada por Antonio César Moreno y Alberto Venegas, ed. Anait

Un nuevo ensayo con los videojuegos en su centro por parte de Anait, esta vez con la idea de la representación de al realidad y como nos devuelven una imagen que, a su vez, servirá para crearnos y recrearnos una idea de esa misma realidad, ejerciendo de espejos que pueden deformar la realidad, bien haciéndola más cercana o distorsionándola como en una feria. Comprar

Mi hermano de Daniel Pennac, ed. Literatura Random House

Con mucho de su estilo y u sensibilidad, Pennac rinde homenaje fúnebre a su hermano fallecido, lo hace en una obra que mezcla las memorias con la figura de Bartleby explicando, y explicándose, cómo era esa otra persona con la que compartió toda su vida y a la que ni siquiera ahora tiene claro que haya llegado a comprender del todo. Un esfuerzo que acabará siendo un libro hermoso y emotivo. Comprar

El buen nombre de Jhumpa Lahiri, ed. Salamandra

Recupera Salamandra el primer libro de Lahiri que ya hace tantos años sacara Emece, y siempre es buena noticia tener la mayor cantidad de obras disponibles de esta autora. Así que nosotros contentos. Comprar

Los perros de Tíndalos de Frank Belknap Long, ed. Aristas Martinez

 

Es posible que Frank Belknap Long suene por haber leído algún relato suyo en las antologías de Mitos. De ahí que varios de estos relatos puedan encontrarse en algunas de ellas, pero lo cierto es que es una oportunidad de acercarse a un autor que llevaba varias décadas sin ver publicada una antología propia. Comprar

La patria de los suicidas de Pascual Martínez, ed. Siruela

Diálogos vivos y un variopinto grupo de investigadores en una novela que conjuga perfectamente la tensión con los toques de humor. Comprar

Yo tampoco gané Eurovisión de Javier Adrados y Patricia Godes, ed. La Cúpula

Un curioso repaso por el festival de Eurovisión que se centra especialmente en aquellos que no ganaron, pero que no se queda solo allí, también busca un repaso de anécdotas y contexto histórico para el festival. Vamos, que mucho ha tardado en salir un libro como este. Comprar

Las 100 primeras películas de Nicolas Cage de Paco Alcázar y Torïo García, ed. Astiberri

Un repaso ilustrado por los personajes que Cage ha interpretado en su extensa carrera, casi siempre al 11 pero no solo eso. Así que sirve para todo tipo de fanes del actor. Comprar

Yuko de Ryoichi Ikegami, ed. Satori

La recuperación de mangas que está haciendo Satori sigue tan interesante como de costumbre. Esta vez con un volumen recopilatorio de historias de obsesión y sexo que bordean lo perturbador. Comprar

Angela Davis de Mariapaola Pesce y Mel Zohar, ed. La otra h

Es curioso la de historias de Angela Davis que tenemos últimamente. Aquí llega una segunda biografía, con un estilo más limpio, como buscando su divulgación por un público más juvenil que su anterior encarnación. Sea como sea la historia sigue mereciendo la pena y su divulgación siendo importante. Comprar

Gherd de Marco Rocchi y Francesca Caritá, ed. Liana

Un buen cómic de aventuras para el sector infantil/juvenil repleto de elementos fantásticos pero también de un contexto y una aventura de tema ecologista que logra realzarse con los bellos dibujos, casi oníricos, de Francesca CaritáComprar

¿Cómo se va a Yellowstone? de Aleksandra y Daniel Mizielinski, ed. Maeva

Un nuevo libro ilustrado de los creadores del famosos Atlas del mundo que echa un vistazo a diferentes parques nacionales para darnos la posibilidad de conocer más de todo lo que allí hay, animales, plantas, geografía… Una vez más, un álbum increíble.Comprar

¡Ladra, George! de Jules Feiffer, ed. entreDos

Que Feiffer es un genio del dibujo no creo que haya nadie que lo dude, y si bien se le notan los años aquí -algo lógico, porque tendría setentaytantos- sigue siendo una delicia cuando cualquiera de sus obras, auténticos ejemplos de humor y gracia, llegan hasta nosotros. Así que muy bien. Comprar

¡Hasta aquí! Como veis, variedad como siempre. Y eso al final es lo que más importa, supongo. Por supuesto esto no se detiene nunca y ya vemos que la semana que viene habrá algún lanzamiento importante. Como poco tendremos un nuevo Ander Izagirre, un William Blake en La Felguera, más cuentos japoneses de Yei Theodora Ozaki y el esperado juvenil Yo también quiero ser reina del baile de Leah Johnson, así que no podemos decir que no vaya a haber nada. Pero eso será, por supuesto y como siempre, la semana próxima. Mientras tanto tenemos mucho para leer, así que hasta entonces, también como todas las semanas, os diré aquello de: ¡Nos leemos!


He tenido que ir a mirarlo. Efectivamente, solo hace un mes del estreno de los Mighty Ducks y aquí estamos con Big Shot (USA) que es como lo mismo pero peor. Yo entiendo que Tio Jesse Entrena Baloncesto tendrá algún tipo de interés, y supongo que la idea de ponerle en una escuela privada carísima es lo que David E. Kelley ha añadido. Pero por mucho que me alegre que le den un sueldo a Yvette Nicole Brown es muy poco lo rescatable o destacable en una obra que se queda blanda en el drama, desaparecida en combate en la comedia, insulsa en los adolescente y ridícula en lo deportivo. Sé que no soy su público, imagino que alguno habrá, pero me pregunto si serán los suficientes.

No entiendo la necesidad que Jamie Foxx tenía de hacer algo como Dad Stop Embarrassing Me! (USA) ni por qué en Netflix parecen empeñados en superar el récord de progenitores fallecidos de Marvel y DC. Pero esta es una serie que en los ’90 ya hubiera sonado antigua, que incluso en BET lo parecería, y que no aprovecha en absoluto a ninguno de los implicados. Así que entiendo que es la forma más barata de ganar dinero que Foxx ha encontrado.

Hablando de cosas que parecen tener décadas y ninguna gracia, aquí está en Prime la creación de los hermanos Gleason Frank of Ireland (UK). No tengo nada bueno que decir de ella, así que mejor pasamos a la siguiente.

No sé qué pasa esta semana con las series que parecen todas de otra época. Este The Nevers (USA) que es el Wild Wild West Whedon salvo por la falta de sentido del humor podría haber sido perfectamente un estreno de principios de la década pasada, de hecho suena a más vieja que Dollhouse si eso es posible, y desde luego a mucho más visto sin interés u objetivo. En un mundo en el que The Magicians lleva como seis temporadas y Vampire Diaries ha ido variando su forma y objetivo tener algo con esta poca gracias y tanta sensación de pasotismo que uno podría confundirlo con otra temporada de Carnival Row tiene hasta su mérito. Bien es cierto que no esperaba yo un Protectorado de la Sombrilla, pero al menos un mínimo de vergüenza cuando se está robando de todas partes para que la persona al mando de un instituto de jóvenes dotados no esté en silla de ruedas, o que la ‘gran amenaza aparente’ no esté en plan Oooh, mira, estoy mal de la cabeza, o que no reciclen ideas de Houdini and Doyle, o que, yo qué sé, si te has gastado más pasta que The Librarians al menos lo parezca. Es terrible no solo la falta de energía de todos o lo blando que resultan interpretaciones – James Norton parece que no se ha enterado de que ya no está en Granchester y Nick Frost es el único que está a su nivel habitual, pero lograr que tus escenas estén bien no logra que la serie sea tolerable, solo que compares lo que podría haber sido-  porque lo malo de esta serie no es que sea mala. No es una mala serie. Es una serie mediocre, rutinaria, aburrida, desmayada, apática, desganada y casi diría que inerte.

Estos Snaps (UK) de la BBC, perdón, CBBC son un repaso a las diferentes caras de la juventud en UK. Muy diferentes y con temas muy distintos, una especie de retratos generacionales jóvenes que logran ser efectivos aunque tienden a centrarse tanto en un asunto que a veces parecen más posters motivacionales que las historias entrañables que está claro que desean ser. Pero bueno, dentro de lo que están convirtiendo la BBC casi que es una alegría.


Por suerte para todos también hemos tenido esta semana Too Close (UK), una serie que es cierto que tiene un punto de partida poco prometedor -una psiquiatra forense intenta que una mujer recuerde qué la motivo a un crimen atroz, del que parece que no hay duda de su culpabilidad aunque ella asegure no recordar nada- pero resulta que lo convierten en otra cosa no los giros y vueltas -que previsiblemente estaban ya en la novela original de Natalie Daniels– sino con cómo Clara Salaman va preparando las situaciones que llevan a esos giros y cómo, sobre todo, las interpretaciones de sus dos personajes centrales, Emily Watson en el primer papel, Denise Gough en el segundo, con ambas actrices comportándose como si estuvieran optando al mismo premio. Que yo, particularmente, le daría a Watson por tener el papel más serio frente al siempre más agradecido que permite a Gough hacer y decir todo más allá del exceso. Ambas conducidas por la dirección de Susan Tully que intenta armonizar los tiempos y espacios de los dos personajes y oxigenar esta relación central con algunos otros secundarios para que no se quiten las ganas. Tres episodios de una hora cada uno emitidos en días consecutivos para contarnos no una historia criminal, casi ni un thriller, sino una exploración de personajes más allá de los bordes de sus capacidades. Porque en el género negro esto también entra.


¡Libros que Llegan! Pedraza, «Cuánto oro esconden estas colinas», O’Connor y más

Pues aquí estamos, otra dura semana más. Pero, como siempre, han llegado grandes libros. Que al final es lo importante, supongo. Sea como sea, aquí están las novedades de esta semana. O como decimos por aquí:

¡Que entre la pila!

Cuánto oro esconden estas colinas de C Pam Zhang, ed. Gatopardo

De nuevo el western en lo más alto con una visión poco habitual, la de una persona que tanto por su ascendencia asiática como por ser mujer se encuentra en múltiples problemas en aquel antiguo oeste, componiendo una historia que logra mantener todas esas reminiscencias clásicas sin, por ello, hacer menos efectivo ese punto de vista tan poco habitual. Comprar

Nocturnas de Pilar Pedraza, ed. Valdemar

Tras sus últimas novelas lo nuevo de Pilar Pedraza ha resultado ser un conjunto de narraciones con las mujeres vampiras (en todas las versiones posibles) como protagonistas que nos ofrecen una visión muy variada a las posibilidades vampíricas del Siglo XX. Como siempre, un placer reencontrarse con una autora clásica. Comprar

Buffalo Soldiers de Robert O’Connor, ed. Sajalín

Una obra reciente pero no por ello menos interesante en la que las interioridades podridas del negocio de la guerra estadounidense dan una vuelta distinta a la que Sargento Bilko o M*A*S*H nos enseñaron, con un humor más agrio y la misma intención de condenar no solo el sinsentido de la guerra sino, incluso, de las actividades militares. Si alguien viene buscándolo por la película se va a sorprender por todo lo que la suavizaron para hacerla del gusto de un público que probablemente no estaría muy por la labor de tanta desesperación, por sardónica que resultara. Comprar

La colina que ascendemos de Amanda Gorman, ed. Lumen

El famoso poema, la famosa historia, y con todo lo que se ha dicho aquí estamos, porque al final para lo que sirve esto es para que se compre poesía. Y, con suerte, para que también se lea. Comprar

Alguien camina sobre tu tumba de Mariana Enríquez, ed. Anagrama

Los libros de viajes pueden presentarse de muchas maneras, como estos de viajes y tumbas, una forma de comprender la historia un poco distinta pero que entra perfectamente en los intereses y temas de Mariana EnríquezComprar

La anciana señora Webster de Caroline Blackwood, ed. Alba

Recuperación de un clásico entre la sátira y el gótico, cuatro mujeres, una saga familiar con muchos recovecos de los que tirar y en los que encontrar un retrato de una gente y su época. Porque no todas las historias de familia son iguales. Comprar

La estirpe de Lilith de Octavia E. Butler, ed. Nova

Nueva edición de un título con años a la que le han echado un ojo en la traducción. Por supuesto siempre es una buena noticia que haya más Butler, incluso cuando es un tocho como este. Comprar

Jalna de Mazo de la Roche, ed. Siruela

¿Una saga familiar histórica de señores canadienses con rencillas familiares y un poco de todo? Por supuesto, de momento que manden el primero de los diecisiete volúmenes y luego ya veremos. Así que aquí estamos. Comprar

Transbordo en Moscú de Eduardo Mendoza, ed. Seix Barral

Pues sí, nuevo Eduardo Mendoza, sección Rufo Batalla. Esta vez tocan espías que unir al tradicional sentido del humor del autor. Comprar

Agente Sonya de Ben Macintyre, ed. Crítica

El autor de tantos libros sobre espías, todos ellos libros históricos documentados, vuelve ahora con el de una espía tan letal e interesante como era de esperar. Comprar

Javier Krahe de Federico de Haro, ed. Random Books

La vida de Javier Krahe fue interesante, tanto por lo que hizo como por lo que dejó de hacer, y es que la gente y su contexto nos sirvió a un gran autor humorístico y social que ahora es recordado tanto por lo que hizo como por aquellas personas que le conocieron. Comprar

Gentleman Jack. una biografía de Anne Lister de Angela Steidele, ed. Siruela

Tras haber podido leer extractos de sus diarios ahora tenemos toda una biografía de Anne Lister por delante para complementar esa lectura con un contexto histórico que sirve para comprender más y mejor a estae auténtico personaje. Comprar

El sanatorio de Sarah Pearse, ed. Principal de los Libros

Una boda en un lugar remoto, una serie de invitados, una desaparición. Creo que es bastante claro cuál es el punto de partida y cómo se va a proceder a hacer un thriller -cuanto menos- con esta mezcla de elementos clásicos del mystery inglés y de las películas de terror. Comprar

Los casos del comisario Coltura de Andrea Camilleri, ed. Destino

Un brevísimo libro con unos casos rápido de un comisario que no es Montalbano pero que tampoco desmerece. Comprar

Los buenos hijos de Rosa Ribas, ed. Tusquets

Nueva aventura de la familia Hernández, unos detectives muy humanos que encuentran en ese rasgo precisamente lo más interesante y lo más peligroso para ellos. Comprar

Pequeño gran hombre de Thomas Berger, ed. Valdemar

Pues sí, parece que Valdemar recuerda -y nos recuerda- la existencia de su colección Frontera reeditándose todo un clásico del western. Uno que se acercaba a una visión desmitificadora dándole importancia a los nativos americanos. Y, por tanto, que conviene tener presente siempre. Comprar

Ensayos completos II de Edgar Allan Poe, ed. Páginas de Espuma

Segundo volumen de ensayos y no ficción de Poe, que siempre es interesante leer por lo que nos dice no solo de la literatura y los temas de su tiempo, también de cómo los veía y reflejaba el autor. Comprar

Panfletario de Iban Zaldua, ed. Pepitas de Calabaza

Recopilatorio de textos sobre la literatura y lo literario del autor vasco, que tampoco es mal plan. Comprar

Algo que quería contarte de Alice Munro, ed. Lumen

Ah, sí, novedad de la ganadora del Nobel. Inédita y eso. Creo que debía de mencionarlo. ¿No? Comprar

Misión por España de Francisco Ibáñez, ed. Bruguera

Ibáñez intenta reinyectar interés en Mortadelo y Filemón con un repaso por comunidades que ni cubre todas las comunidades ni parece tan trabajado como aquel que hizo de Alemania y los ¿enanitos? ¿llaves? Tanto da. No era La vuelta a la Galia pero menos aún lo es esto. Es una lástima pero, claro, ni la persona ni el contexto es igual. Eso sí, lo vamos a ver en todas partes que puedan moverlo. Sospechoque sin demasiado éxito. Comprar

¡Y hasta aquí hemos llegado! Como siempre, espero que os haya interesado, que veáis la variedad de títulos que se están editando (o reeditando) y que, bueno, todo eso que decimos siempre. Porque, además, para la semana próxima tenemos novedades de Jhumpa Lahiri, William Fryer Harvey, Ottessa Moshfegh, Frank Belknap LongedStanislaw Lem, Ryoichi Ikegami, o incluso Daniel Pennac además, claro, de Las 100 primeras películas de Nicolas Cage de Paco Alcázar y Torïo García, pero eso será la semana próxima. Mientras tanto podemos aprovechar para comprar estos libros. Puede que incluso para leerlos. Porque, como siempre, habrá tiempo para leerlos hasta la semana próxima. Mientras tanto, hasta entonces, y como siempre… ¡Nos leemos!


Podemos decir que Birdgirl (USA) tiene un poco de todo: Buenas ideas, ideas no tan buenas, ideas peores y las decisiones sobre el tipo de animación que va a tener. Hay un deje al antiguo Birdman y su humor. Se han actualizado algunas cosas, pero no sé yo sí suficientes. En fin, al menos da trabajo a varios cómicos. Aunque sea solo para pagarles las pizzas.

No tengo ni la menor idea de a quién le ha parecido bien esto de Chad (USA), que en el SNL hubiera sido un sketch mediocre pero que como sitcom logra ser incluso peor. No tengo ni la menor idea de por qué Nasim Pedrad, una cómica razonablemente conocida de casi cuarenta años, ha decidido que interpretar a un chaval de 14 años era buena idea. No entiendo cómo alguien pudo creer que una comedia de adolescentes como hay ni se sabe cuántas cada día tenía un aspecto diferente que ofrecer por ello y es lo único en lo que lo basa. Sinceramente, no entiendo nada en absoluto de todo esto. Incluso aunque no se notara el pelucón.

Entiendo que ABC hace lo que puede con lo que tiene. Siendo lo que tiene Home Economics (USA), que es lo más cercano a intentar convertir This is Us en una comedia que, supongo, se les ha podido ocurrir, con una historia de tres hermanos, diferencias económicas y blablabla. Mucho blablabla. Supongo que la idea era que fuera algo cordial y que la gente encontrara el humor y todo eso. De hecho, podría haber sido un buen complemento para Council of Dads si no lo hubieran, ya sabéis, cancelado. Pero si la serie a la que iba a acompañar por ser de corte similar está cancelada… bueno, digamos que yo no apostaría por una segunda temporada.

Hay veces que uno no puede dejar de preguntarse en qué estaba pensando la gente. En Channel 5 estaban pensando en ir dedicándose a la ficción de vez en cuanto, estrenaron con enorme éxito The Drowning hará un par de meses, y ahora con Intruder (UK)… digamos que van a tener que empezar otra vez. Porque no es ya que este teórico policíaco sea malo, que lo es, sino que bordea ese límite de la comedia involuntaria. Y, con él, el de ser la misma parodia de aquello a lo que representa. Es complicado explicar por qué sin enseñarlo pero digamos que las tramas no son gran cosa, pero los actores lo empeoran. Elaine Cassidy parecería preferir estar en casi cualquier otro lado y Sally Lindsay pasa por allí como si fuera a la compra, y esos son los actores que mejor lo hacen. Si no hubiera visto la evolución del canal para intentar separarse de las tres Fs estaría tentado a pensar que lo habían hecho a propósito. Pero no puedo creer que les hubiera salido tan bien. Así que solo diré una cosa más: Angela. Angela. ¡ANGELA!

No parece que Channel 5 vaya a poner el trailer. Otra opción hubiera sido poner el DAN! de Partridge. Pero, mira, si ni ellos quieren, yo menos.
Es difícil tomarse en serio Kung Fu (USA) cuando comienza con una mujer que decide escaparse y unirse a lo que a todas luces es una secta. (Erasmus: Sale mal) Que sigue con lo que parece la peor versión posible de Crazy Little Asians. O la decisión de que tres años sea tantísimos tiempo, aunqeu después de 2020 puede ser comprensible. Y el añadirle a un señor blanco y aparentemente hetero tampoco es la mejor de las ideas. Y eso que tenemos todas las historias alrededor del Kung Fu original y sus secuelas como ejemplo de las cosas que podrían haber pasado. Pero bueno, quitando eso y una trama de armas místicas que hace que La armadura de dios parezca un ejemplo de sensatez, pero al margen de todo eso tiene escenas de lucha aceptables y el paso a la CW ha captado parte de lo que es el canal. Incluso han metido un Team Kung Fu. Así que no creo que esta serie vaya a ninguna parte (es decir, a menos que abrace el locurón como Riverdale o Nancy Drew, que ojalá pero lo dudo) pero tampoco creo que pueda ir a peor. O, al menos, a aburrido.

Es una pena que Katey Sagal se haya puesto a hacer Rebel (USA) porque por mucho que esté echa a su mayor gloria -bueno, y de la productora e inspiradora Erin Brockovich-y que tenga a un ligeramente reconocible Andy García por allí. Y es una pena porque Sagal se merece algo mucho mejor, con más jugo, menos pinto-y-coloreo que esta idea de abogada de causas nobles que tiene difícil encontrar algo interesante para un tercer capítulo, no te digo ya para una serie entera. Pero bueno, a ver si para la siguiente.

Estoy seguro de que hay una forma de decir que ver- Them (USA) es como ver American Horror Story realizada por gente con menos talento. En primer lugar, porque tampoco es que AHS tenga TANTO talento. Y en segundo lugar, porque ya hemos sufrido varios intentos de esto mismo, desde Channel Zero hasta Lovecraft County. A estas alturas creo que ya debería de estar claro que con todos sus problemas hacer AHS no es tan fácil como parece. Pero centrémonos en los problemas de esta semana. Digo, perdón, en el estreno de esta semana. Que empieza con algo que hemos visto en infinidad de películas, en una de las series antes mencionadas, y en el libro que la inspira mucho mejor hecho. Si alguien tiene intención de contarnos oooootra vez Los peores monstruos son los humanos por lo menos esperaba que usaran algo que llevara, yo qué sé, ¿nueve meses sin usarse en televisión? Diría que tampoco es que las comedias que se han estrenado sean muy prometedoras, pero tenemos comedias ‘familiares’ a patadas -no buenas, pero a patadas- pero tampoco hay TANTAS series de terror. O sí, quién sabe.

Es complicado hablar de Wakefield (AU) por tres motivos muy distintos. En primer lugar, porque parece mentira que esta serie australiana tenga tanta historia por detrás. En segundo lugar, porque es una obra que podría usarse para ilustrar la definición de Complicada. Finalmente, porque estoy convencido de dos cosas: Va a arrasar en cuanto tenga una oportunidad, Yo estoy más convencido desde la parte intelectual que desde la emocional. Y eso siempre es un problema. En cualquier caso, la serie logra ir más allá del drama sobre un psiquiátrico para hablar también de las personas no solo que lo habitan sino también que trabajan allí, mostrándolas dentro y fuera. Algo que sirve también para incluir rasgos de humor dentro del mismo aspecto cordial, de todo lo encantador y hasta ligero que tienen. Y de fondo de la trama el misterio que se supone que es lo que lo conduce pero que creo que queda bastante claro. O que quedaría. Porque al final es todo lo demás, incluyendo un reparto estupendo como Felicity Ward, Dan Wyllie o, sobre todo, Mandy McElhinney. Y, por supuesto, su protagonista, Rudi Dharmalingam, un actor británico que logra hacer un acento australiano. En fin, que estoy seguro de que va a ser todo un bombazo y una de esas series de lograr muchos premios y hablar mucho de cómo fue un proyecto de su creadora, Kristen Dunphy, una profesional que ha estado internada varias veces y que logró sacar adelante el proyecto tras casi una década de desarrollo, y lo hizo contando con otras personas psiquiatrizadas como Ward o como la directora de varios de los capítulos, Jocelyn Moorehouse -responsable también de mucho de lo bueno que tiene la serie-. En fin, que veo a esto ganando muchos premios. De manera merecida. Lástima que no me guste más.


¡Libros que Llegan! Thomas, «El canto de las montañas», Marcus y más…

Cómo estaremos todos en la cosa de los libros que me parece no solo que es el primer año en el que ha habido bastantes novedades sino, además, en el que hay algunos títulos que podrían haber sido perfectamente apuestas de las editoriales en otros años. ¡Y lo sacan en mitad de Semana Santa! En fin, desde luego lecturas -lecturas MUY interesantes- tendremos. Ya lo que quede cuando pase todo esto, veremos. Pero por los libros que han llegado no podemos quejarnos. Así que no me enrollo más, voy directo a decir…

¡Que entre la pila!

Los chicos del cementerio de Aiden Thomas, ed. Kakao Books

He aquí un libro que nos ofrece un poco de todo: Fantástico, misterio, un suspense que podría bordear el terror, personajes juveniles con mucho que demostrar y también una representación trans distinta de al habitual y dentro de otros asuntos queer. De entre todo ello sale una gran novela, vocacionalmente juvenil, sin duda, pero no solo eso. En resumen, una gran obra. Comprar

El canto de las montañas de Nguyễn Phan Quế Mai, ed. AdNovela

La historia de Vietnam desde su situación con Francia colonizándola hasta las heridas abiertas que dejaron sus guerras, especialmente contra los estadounidenses pero no solo, combinada en esta saga familiar de mujeres que apuesta por las posibilidades de la esperanza y por los intentos para hacer algo mejor pese a todo lo vivido. Una obra llena de cariño y cuidado que logra contarnos los momentos sociales del país sin dejar de ser una obra de personajes. Y, como tal, tan interesante por lo que cuenta como por cómo lo cuenta. Comprar

Norteamericanas ilustres de Ben Marcus, ed. Malas Tierras

En parte podríamos considerar este libro, esta novela, una continuación del primer libro de relatos del autor. Pero lo cierto es que tiene entidad propia. Tanto por la relación que muestra con su madre -dentro de un contexto de autoficción bastante claro- como por la organización y figuras relacionadas, especialmente su mentora, que propugnan una idea bastante particular. Una obra interesante, dentro de una tradición de autores estadounidenses en la línea de Jim DodgeComprar

El Evangelio de Elisa Victoria, ed. Blackie Books

Vuelve Elisa Victoria tras el gran éxito de Vozdevieja y lo hace esta vez con una historia sobre los vínculos que se establecen en la enseñanza, sobre las particularidades religiosas y, sobre todo, que las expectativas y promesas son una forma distinta de lazos que no siempre se atan de la mejor manera. Comprar

Las cicatrices de la independencia de Holger Hoock, ed. Desperta Ferro

Una historia de la Guerra de Independencia de Estados Unidos y todo lo que hubo alrededor de su nacimiento, completa, extensa y rigurosa que sirve, sobre todo, para ir más allá de lo que se cuenta en películas y otras obras promocionales y lograr una visión mayor no sólo de los cómos o los cuándos, sino también de los porqués.  Comprar

El relato de Ursula K. Le Guin, ed. Minotauro

Una obra relativamente corta de Le Guin que nos presenta un planeta bajo el yugo del capitalismo en el que todo el mundo es productor-consumidor. En teoría es de ciencia ficción. Que habla de gobiernos totalitarios y religiones fundamentalistas, de la presión sobre los ciudadanos hasta convertirlos en número antes que en personas o se fije un entorno que parezca ajeno son, sin duda, elementos lógicos. Porque esto es ciencia ficción. Comprar

Kyōkaku. Los protectores de Edo de Shōtarō Ikenami, ed. Quaterni

El shogunato Tokugawa en el siglo XVII fue un momento de cambio en el que los samurais y las clases trabajadoras chocaron, y de entre ese choque salió un movimiento que podríamos acercar al del bandolerismo si tuviéramos tan claro los grises. Figuras que parecían proteger al pueblo o que actuaban al margen de la ley. De entre estas personas una de las más importante fue la de Banzuiin Chōbē que centra esta novela histórica de uno de los grandes maestros japoneses. Comprar

Ética para inversores de Petros Márkaris, ed. Tusquets

Lo nuevo de Kostas Jaritos tiene a inversores que aprovechan las crisis como parte de su tradicional trasfondo social. No creo que haga falta añadir mucho más. Comprar

El caso de la viuda peligrosa de Erle Stanley Gardner, ed. Espasa
El caso del anzuelo con cebo de Erle Stanley Gardner, ed. Espasa
El caso del gatito imprudente de Erle Stanley Gardner, ed. Espasa

Pues sí, hemos tenido suerte y siguen llegando Perry Mason a las estanterías, una oportunidad de seguir conociendo los orígenes del famoso abogado. Comprar Comprar Comprar

Escondidas en el cine de Rosi Legido, ed. LES

Un estudio muy interesante sobre la representación sáfica en el cine o, mejor aún, sobre la supresión de dicha representación. Bien de manera completa o bien a base de codificaciones. Ofreciéndonos una parte de la historia para reconstruirla y, sobre todo, para ver lo que sucedió y no olvidarlo. Comprar

Los dioses de los griegos de Karl Kerényi, ed. Atalanta

Tras Los héroes griegos llega ahora este Los dioses de los griegos -nótese la sutileza en el cambio de título- que es otro acercamiento estupendo a los distintos mitos desde una óptica alejada tanto de la difusión infantil como de aquellas obras más académicas. Una obra, por tanto, centrada en hacer accesible para todos, sin dulcificaciones pero también sin explicaciones alambicadas, aquellos mitos de antaño. Comprar

La canción de Aquiles de Madeline Miller, ed. AdNovelas

Aprovechando el éxito de Circe se ha reeditado la novela anterior de la autora. Comprar

Sasha Masha de Agnes Borinsky, ed. Kakao Books

La otra novedad de Kakao Books de este mes es de corte más realista, también por parte de una persona trans, pero aquí centrado más en el viaje de autoexploración y su amistad con otra persona queer que le ayuda a tender puentes y a conocer y explorar mejor todo lo que hay fuera de esa imposición forzosa de la heteridad que acostumbra la sociedad. Así que podríamos decir que este mes nos han ofrecido dos aspectos distintos de una misma situación real. Comprar

Metrópolis de Christian Montenegro basado en la película de Fritz Lang, ed. Zorro Rojo

Magnífica y muy expresionista recreación de la conocida película -y es más eso que adaptación de al obra literaria original- en un formato entre el tebeo y la ilustración que resulta tan visualmente sugestivo como la obra adaptada. Comprar

TezuComi de VV.AA., ed. Planeta Cómics

Curiosa iniciativa esta de volver a adaptar, por parte de una amplia variedad de autores más o menos conocidos internacionalmente, varios de los tebeos de Tezuka. En un formato que se acerca al original y que es una pieza más de este juego de reverencias y referencias. Comprar

Horror de Madlena Szeliga y Emilia Dziubak, ed. Maeva Young
Historias vegetales convertidas en horror, entre la cocina cambiando el punto de vista y las distintas frutas y verduras que cuentan sus terribles, horribles casos acompañados por estas bellas ilustraciones que tan bien transmiten ese especto casi de novela gótica de la obra. Comprar

¡Hasta aquí! Como veis no ha estado mal para ser Semana Santa. Variedad y buenos libros, que espero que sigan siendo recordados cuando lleguen la semana próxima con novedades de Pilar Pedraza, Amanda GormanOctavia E. ButlerCaroline Blackwood, Ben Macintyre, Andrea Camilleri, Rosa Ribas, Robert O’Connor o Eduardo Mendoza entre otros. Pero eso, como siempre, será la semana que viene. Mientras tanto vamos a aprovechar para leer lo de  esta semana. Y, como siempre os digo, hasta entonces… Nos leemos.


Acabamos de cambiar de mes, llevamos poco más de un tercio de año, y una de las cosas que están quedando claras es que es un año para hacer series con marionetas. Y alguna es hasta buena, como The Barbarian and the Troll (USA), una serie de fantasía con mucho humor para una indistinguible audiencia infantil/juvenil. Como una mezcla de Xena con Galavant (sin muchas canciones) que podría haber sido un buen segmento recurrente si alguien quisiera volver a hacer Los Teleñecos en condiciones.

Gratamente sorprendido por Godzilla Singular Point (O) (JP) pese a ser uno de esos ejemplos de ofrecer poco de lo que sale en el título. En estos dos primeros capítulos casi podríamos decir que ni está ni se le espera –Godzilla– y, sin embargo, tanto la presentación de personajes como la animación como la forma de ir desarrollando al trama, sin prisa pero sin pausa y -sobre todo- dando esos monstruos gigantes y botos pero encontrando la manera de ofrecer un giro que lo haga interesante. No esperaba esto, no da mucho Godzilla, pero me vale.

Sabes que es algo especial cuando Dick Wolf -ese hombre- despide a un showrunner por ser demasiado racista. Entre esto y la pandemia al final- Law & Order: Organized Crime (USA) ha terminado en salir más tiempo del esperado. Que tampoco es algo de lo que vaya a quejar porque aunque Christopher Meloni siempre sea bienvenido, y se hayan acordado de Dylan McDermott, el resultado es tan Ley y Orden como siempre. Sospecho que Crimen Organizado sale porque tienen una ruleta de temas antes que porque tuvieran una idea clara de qué querían contar o cómo querían contarlo. Pero, en fin, es un L&O lo que significa que todos sabemos lo que esperar y que TUM-TUM.

No sé qué podía haber esperado de este Made For Love (USA) pero sí sé que algo esperaba. Aunque fuera por el reparto. Y lo cierto es que Cristin Milioti se esfuerza a tope por sacar adelante la historia y que Magnussen o Romano por citar los quizá dos nombres más reconocibles ayuden en lo que pueden. Es decir, no es una mala serie en absoluto. Pero le falta un algo. No sé si el problema es que la parte tecnológica cree ser más inteligente -o inesperada- de lo que realmente es (al menos de lo que hemos visto tantos años en series, cómics y demás) o si es simplemente un asunto de falta de engrase que se irá arreglando en cuanto pasen los episodios. Lo que sí tengo claro es que Milioti está de premio, así que por lo menos sus fanses la disfrutarán.

Hay cosas buenas que decir de United States of Al (USA), por supuesto. De entrada nos ha traído de vuelta a Parker Young, fácilmente uno de los mejores himbos de las últimas décadas. Y, por supuesto, está lleno de buenas intenciones. Lamentablemente no hay mucho más que eso. E, incluso, en algún momento esas buenas intenciones parecen casi ser un ejercicio de salvamento para convertir la realidad en algo en la que los USAcas son los buenos y tienen sus defectillos pero lo que quieren es ayudar. Lo que hace, de nuevo, una buena elección de Young, una vez más en su papel habitual de persona no muy inteligente pero con buenas intenciones. Y si bien el resto del reparto hace lo que puede con lo que tiene -especialmente Dean Norris– pero el resultado… no se traslada a la pantalla.


¡Libros que Llegan! du Maurier, «Superman contra el Klan», Kristof y más

¡Una semana más! ¡Una semana menos! Parece increíble, pero aquí resistimos. Pero dejemos de lado las quejas, vayamos a lo importante. Es decir…

¡Que entre la pila!

El chivo expiatorio de Daphne du Maurier, ed. Alba

Estoy bastante convencido de que he hablado extensamente sobre mi gusto por du Maurier así que no os voy a dar mucho más la plasta. Es una gran autora capaz de jugar con distintos estilos de suspense y de darle vueltas melodramáticas y folletinescas a sus narraciones sin dejar de presentar y transformar elementos propios del gótico. Aquí, por ejemplo, tenemos a un pobre diablo al que meten sin pedir su opinión en una trama de suplantaciones, negocios extraños, familias ominosas en viviendas sombrías y suficiente material como para varias temporadas. ¡Cómo no querer a Daphne du MaurierComprar

Superman contra el Klan de Gene Luen Yang y Gurihiru, ed. Hidra

Un antiguo serial de los años cuarenta reconvertido en un más que apreciable cómic e inesperadamente -y no por buenos motivos- de actualidad de nuevo precisamente cuando se publica en español. El buen hacer de Gene Luen Yang y Gurihiru actualiza y expande aquella vieja historia para mostrarnos lo que es Superman tanto como lo poco que han cambiado algunas cosas casi setenta años después. Comprar

Da igual de Agota Kristof, ed. Alpha Decay

>Breves, muy breves, como picotazos. Estas historias de Agota Kristof son un poco más largas que las micronarraciones, pero tampoco mucho: Una página, dos, tres quizá. Situaciones que se explican y desarrollan con rapidez y que tienen de fondo todo el talento de la autora para componerlas. Comprar

Cuentos completos de Isaak Bábel, ed. Páginas de Espuma

Parece sencillo explicar la importancia de este libro, quizá incluso lo sea realmente. Porque Isaak Bábel es uno de los autores más importantes de Ucrania, autor de La caballería roja, pero también responsable de toda una serie de relatos agrupados bajo el título de Cuentos de Odesa -su ciudad natal- y que se encuentran entre lo aquí reunido. ¿Qué más necesitaríamos añadir? Comprar

El jardín de vidrio de Tatiana Ţîbuleac, ed. Impedimenta

Como una sombra dickensiana proyectada en nuestros días, esta historia de lo que podría haber sido un acto caritativo que esconde detrás miseria y violencia para lograr algo a cambio, con una protagonista que empieza en un mal lugar y va empeorando, formando ante nosotros una herida literaria. Comprar

De nombre y hueso de VV.AA., ed. Egales

Montar una antología de lo que han llamado ‘relatos oscuros’ -posiblemente para separarlos tanto del fantástico como, sobre todo, del terror- escritos todos por autores trans es una gran iniciativa, loable y, sobre todo, que nos permite descubrir otras voces y otros motivos de inquietud en los que quizá no habíamos pensado. Siempre a favor de variar los puntos de vista. Comprar

Afterland de Lauren Beukes, ed. RBA

¡Ole, ole, que volvemos a tener a Lauren Beukes por España! Y además en RBA, a ver si esta historia de distopía con desaparición masculina funciona lo suficiente para que nos den Zoo City que es lo que llevamos casi una década esperando. En cualquier caso, bien por tener esta oportunidad. ¡Y que haya más BeukesComprar

Neuromante de William Gibson, ed. Minotauro

¡Por fin una nueva traducción para Neuromante! Esto es ya de por sí más que noticia. El final de tantos Él es el hombre y siliconas donde debería decir silicio…. Ay, es casi el final de una época y lo es PARA BIEN.  Porque empeorar la traducción habitual sería incluso difícil. A ver si se animan el resto de editoriales a encargar traducciones nuevas cuando reediten en lugar de coger las mismas versiones ochenteras de siempre y pasarles el plumero que tanto se ve. Así que aquí tenemos ese clasicazo fundamental del cyberpunk y todo eso, en una versión que será -como poco- legible. ¡Buenas noticias por fin! ¡Yuhu! Comprar

La mitad evanescente de Brit Bennett, ed. Literatura Random House

Uno de los libros del años pasado en USA llega a España para traernos la reflexión sobre raza, clase y lo que llaman el passing, la capacidad de una persona racializada de no parecerlo. Dos hermanas gemelas con distintas suertes como demostración de lo que significa que los demás te definan tanto como que tengas que reinventarte. Comprar

Pandemia de VV.AA., ed. Flow Press

Explicar lo que es The Nib puede ser un poco complicado y, sin embargo, seguro que habéis visto sus tiras. Podríamos decir que es una revista online de cómics, que es un lugar de reportajes gráficos o que ambas son correctas -porque lo son- y es que lo mismo te cuentan una historia que te sueltan una parodia, una sátira o una viñeta de humorismo gráfico para resumir un tema político. Y lo hacen con una gran selección -tanto por talento como por variedad de puntos de vista- de sus colaboradores. Y ahora llegan a España con un especial. Es una lástima que sea sobre el Covid, que es un tema del que ya estamos todos tirando a cansados. Pero no deja de ser una oportunidad de descubrirles. Que siempre es bueno. Comprar

Tokyo Goodbye de Oji Suzuki, ed. Gallonero

Siguiendo su línea de recuperar clásicos del manga, en Gallo Nero nos han traído esta vez Tokyo Goodbye, una recolección de historias propias del manga de postguerra, con situaciones a la vez inquietantes y surrealistas, en las que los toques de humor te dejan helado y mucho de lo que sucede lo hace fuera de plano. Un magnífico añadido a su línea editorial. Comprar

Arboretum de David Byrne, ed. Sexto Piso

Podríamos definir este libro como un cuaderno de puentes de David Byrne, pero lo cierto es que es mucho más y, a la vez, mucho menos. Es indudable que mucho de lo que aquí aparece son apuntes, pero no es menos cierto que no están escritos solo pensamientos al vuelo -que los hay- o ideas e imágenes -que también- sino que se va mezclando junto con textos más elaborados o con imágenes con una finalidad, ya sea satírica o reflexiva, que van creando un diálogo entre ellos, no solo en lo que cuentan, también en cómo definen y explican la forma en la que Byrne piensa y crea. Comprar

Espíritus y criaturas de Japón de Benjamin Lacombe, ed. Edelvives

Segundo volumen de adaptaciones de Lafcadio Hearn a manos de Benjamin Lacombe, y de nuevo una edición preciosa con ilustraciones que nos acercan a los relatos clásicos japoneses tanto como nos permiten disfrutar de las ilustraciones y el diseño del propio libro como objeto. Un regalazo total. Comprar

Cartilla Escolar Antifascista de VV.AA., ed. Zorro Rojo

Nueva recuperación y actualización de un clásico escolar de la Segunda República, tras el éxito de su recuperación anarquista ahora tenemos un libro un poco más de texto pero no por ello menos interesante, especialmente con las actualizaciones (de imagen, que no de fondo) que han sabido darle en la editorial. Comprar

Tres de Haizea Zubieta, ed. Fandom Books

¡Novedad de Haizea! Y tiene un poco de todo: La tercera guerra mundial, un hogar para jóvenes especiales, un trío de protagonistas bien distintas entre ellas, una ambientación gallega. Una vez más nos ofrece una historia distinta pero con una cohesión clara dentro de su carrera. ¡Como tiene que ser! Comprar

Los siete fuegos (11, Princesas Dragón) de Pedro Mañas y Luján Fernández, ed. SM

¡HAN VUELTO! Las princesas dragón parecían haberse quedado en el libro 10… ¡Pero ahora llega el 11, así que tendremos más, más aventuras suyas, más amigos, conocidos, enemigos! ¡Hay que aprovechar una de las series infantiles de más éxito de estos últimos años! Comprar

Una pizca de magia (1, Puffy & Brunilda) de Barbara Cantini, ed. La Galera

Barbara Cantini puede ser más conocida por su otra obra, para público infantil, Mortina. Tranquilos, parece que no la ha abandonado, que simplemente ha decidido hacer una serie más, con un gato negro y su bruja, o viceversa, para que el público más joven de la casa tenga más lecturas con su característica mezcla de humor y de criaturas entrañables. Comprar

Sábado de Oge Mora, ed. Lata de Sal

Un álbum infantil espléndidamente ilustrado y muy colorista para contarnos una historia de cercanía, de que lo importante no es lo que haces tanto como el tiempo junto, y es que a veces no es tanto lo que hagas con la gente como el tiempo que les dediques, salgan los planes como salgan. Comprar

La boda de Jessica Love, ed. Kókinos
¡Aquí está de nuevo Julian! Tras el éxito de Sirenas ahora tenemos aquí una historia doble, por un lado la boda de dos amigas a la que acude con su abuela, por el otro una divertida ensoñación infantil esta vez con hadas de por medio. Como siempre, con las bellas ilustraciones y la sensibilidad de Jessica LoveComprar

¡Hasta aquí! Como siempre con variedad y con propuestas para todos. Algo que podemos ir leyendo hasta que la semana próxima tengamos Cuánto oro esconden estas colinas de C Pam Zhang, Los chicos del cementerio de Aiden ThomasNorteamericanas ilustres de Ben Marcus y novedades de Shotaro IkenamiPetros MárkarisUrsula K. Le Guin, Elisa Victoria y una gran cantidad de Perry Mason. Pero eso será, como siempre, la próxima semana. Y también, como os digo siempre, podemos aprovechar para leer estos. Así que, hasta la próxima semana… ¡Nos leemos!


Es difícil explicar a veces lo bueno que tiene algo cuando se establece por comparación. Es decir, me ha gustado mucho el piloto de Drama Club (USA) pero se establece por una línea directa con Glee en primer lugar y con HSM:TM:TS, cambiando el optimismo de esta segunda por enormes cantidades de cinismo de la primera y dándole, además, un par de giros extra a lo que, al final, no deja de ser una serie clásica de Nickelodeon. Pero una con suficiente mordiente y, sobre todo, con un muy brillante reparto que sale, sospecho, de haber dragado en improv y similares. Desde luego que sus creadoras sean Monica Sherer y Madeline Whitby, conocidas también como MadMoni del programa web de sketches Betch, ayuda al conjunto a ir funcionando por escenas y en contraposición unos de otros a la vez que se crea una situación general con tanta historia de adolescentes y making of. Es solo el piloto, pero me ha dejado con ganas de ver si van a lograr mantener el nivel… o incluso subirlo.

Como su propio nombre indica. Esa sería mi reseña de The Irregulars (UK). Y sería una buena reseña. En el sentido de positiva. Porque en realidad hay más flojo que fuerte en esta serie. Sí, Londres y blabalbla, Sherlock y blablable, elementos sobrenaturales… y todo está hecho como sin cuidado, de cualquier manera, no hay forma de que interese demasiado o de verle el sentido desde luego a la parte sobrenatural pero, peor aún, a la parte detectivesca. Ojalá una versión de esta pero con Jack Thorne al mando. Y, a ser posible, alguien a quien le interese un mínimo el policíaco.

¿Cómo conseguir que algo que tiene ya casi veinte años -y al que se le nota cada uno de ellos, y unos pocos más- parezca incluso más desastroso? Pues haciendo una ñapa como Invincible (USA), que reúne todo lo rancio del cómic con ninguna de las mejoras que ofreció en su momento, cambios que estorban en el mejor de los casos y una producción que hace difícil creer que haya tenido presupuesto detrás. Si esta es la gran apuesta de animación de Prime no me extraña que crean que obligar a mear en una botella es un derecho laboral.

Reconozco que lo que The Mighty Ducks: Game Changers (USA) tenía que ofrecer estaba convencido de que sería contar otra vez lo mismo (con un poco de suerte obviando la serie de animación, claro) y lo cierto es que tenía razón y me equivocaba a la vez. Han mantenido todo lo fundamental en esa historia desde, por lo menos, los tiempos de Walter Mathau, pero han sabido crear unos enemigos ¿inesperados? y buscar el apoyo si bien no en sus intérpretes más jóvenes que vamos a dejarlo en correctos en los veteranos, recuperando a Emilio Estévez una vez más (al fin y al cabo es más sencillo justificar esta franquicia que Jóvenes Jinetes) y añadiendo a Lauren Graham como auténtico motor y corazón (y por lo que veo, productora) de este asunto. El resultado es más reconfortante que brillante, pero quizá esa es precisamente la finalidad de lo que se nos cuenta. Puede que no tenga mucho con lo que sorprender pero sí que sabe hacer uso de todo lo que tiene para resultar entrañable.

Por su parte Navillera (O) (SC) demuestra cómo hacer bien las cosas sencillas puede ser casi tan complicado como hacer sencillas las cosas complicadas. Y es que esta historia tiene elementos clásicos y básicos (una persona enamorada por el ballet, otra con mucho potencial pero que no sabe si podrá cumplir su teórico destino, momentos melodramáticos familiares…) que se hacen con gusto, con un reparto encantador que tira de todo lo entrañable. Así que, bueno, quizá no sea una revolución pero sí que es un lugar agradable en el que permanecer.

Si alguna vez tengo la oportunidad de explicar lo que es un Trabajo Para Clase de Audiovisuales creo que usaré Paradise City (USA). Nada menos que un spin-off de una película que ya de por sí estaba solo a un filtro de grano grueso, blanco y negro y slow-mo de ser tan intenso que se iría a su habitación dando un portazo diciendo que el mundo no le entiende. Al final lo más interesante que se puede decir de esta serie es que ha tenido suficientes problemas en su producción como para que a alguien le pueda interesar esa historia, que al menos tiene giros inesperados, antes que la de ficción, que no tiene ninguno. También es cierto que si llamas a tu protagonista Faust estás dejando claro que no tienes mucho que disimular, sobre todo cuando queda cristalino que los contactos y los problemas vienen del mismo lado: Que tu padre fuera el director de Rocky. (Bueno, vale, también Karate Kid y demás éxitos, pero creo que queda claro el asunto). Total, que todo ese privilegio podría haberse usado para algo interesante. En su lugar tenemos esto. Si queréis verlo -allá cada uno- sólo os digo que la parte ‘fantástica’ es incluso más lamentable que la ‘musical’. Y parecía difícil. Líbrenos la industria de los pijos, o de los pijos de la industria.